El procedimiento lo llevó a cabo personal de la Prefectura Esquina, que interceptó una camioneta con trailer. Se estiman que el cargamento provenía de alguna embarcación que navegaba por el río Paraná.

 

Una camioneta que llevaba varios bidones con unos 1.000 litros de combustible de contrabando fue interceptada por la Prefectura de Esquina.
Se trataba de gasoil de dudosa procedencia que fue incautado en un procedimiento realizado en un camino ribereño. 
Según indicaron, una persona fue demorada como responsable de la carga y la camioneta en la cual se movilizaba fue secuestrada por orden del Juzgado Federal.
Una patrulla terrestre de la Prefectura de Esquina recorría la zona del puente Santa Rosa, kilómetro 65 del río Corriente, y fue así que los efectivos procedieron a identificar un vehículo con un trailer que se encontraba próximo a la ribera. 
Se identificó al ocupante y a la carga que transportaba, constatándose que se trataba de bidones con gasoil.
Por el hecho labraron las actuaciones ante la presencia de testigos y se procedió al traslado a la sede de la Prefectura local para las averiguaciones pertinentes.
Según contaron, cuando la patrulla arribaba al lugar dos embarcaciones que estaban en la costa iniciaron una rápida fuga aguas abajo. Los agentes de Prefectura afirman que no pudieron darles alcance.
Luego del conteo se estableció que había aproximadamente 1.000 litros de gasoil, secuestrado por infracción al Código Aduanero, a la ley 22.415.
Por ello se puso en conocimiento al Juzgado Federal de la Provincia de Corrientes, que ordenó que se proceda al secuestro del vehículo y del combustible, cuya procedencia se presume que era de las vías navegables.
La persona que conducía el vehículo no fue detenida por orden del magistrado interviniente debido a que no tiene antecedentes, quedando secuestrado en la Prefectura únicamente los bidones con gasoil y la camioneta.

¿Qué Sentís?

    Compartir el voto en Facebook
    Ud. ya ha votado el artículo

    Tags

    + Policiales

    Tapas del día
    Columnistas