Una manifestación de empleados públicos recorrió ayer las arterias céntricas de la Capital y finalizó en Casa de Gobierno con la entrega de dos petitorios. La protesta fue encabezada por los trabajadores del Instituto de Vivienda de Corrientes (Invico) y contó además con la participación de personal de Desarrollo Humano.
"Marchamos a Casa de Gobierno y a la Legislatura como lo venimos haciendo desde hace más de un año y medio sin tener respuestas favorables a nuestros planteos", dijo el vocero de los empleados de Invico, Juan Arnedo. Una vez más el sector dejó en el palacio gubernamental una nota recordando los asuntos pendientes de solución. 
Lo que piden estos empleados es el pase a planta de trabajadores precarizados, al-gunos con más de 20 años de antigüedad. También reclaman un aumento salarial de acuerdo al costo de la canasta familiar y una recomposición del 25 por ciento retroactiva al 1 de junio. Por otra parte, insisten con la solicitud de reactivación de la construcción de viviendas sociales. 
La movilización contó con el apoyo de la Asociación de Trabajadores del Estado (ATE), que entregó un pedido de aumento salarial y de regularización laboral de todos los precarizados.

¿Qué Sentís?

    Compartir el voto en Facebook
    Ud. ya ha votado el artículo

    + Gremial/Laboral

    Tapas del día
    Suplementos
    Columnistas