1
Comentar
30-03-2013 04:00hs
PRESIDIO LA MISA CRISMAL Y EL LAVATORIO DE LOS PIES
Santiago pidió a los sacerdotes recuperar la fe de la gente y abrir las puertas de la Iglesia
-
LLAMADO. En la Misa Crismal, monseñor Santiago exhortó a los presbíteros a ayudar a los fieles a tener una fe real en lo cotidiano.HUMILDAD. El Obispo santotomeño imitó el gesto de Jesús del lavado de pies durante la misa del Jueves Santo.
Tamaño Fuente
Imprimir
1
Comentarios
El Obispo de Santo Tomé, renovó las promesas ministeriales. Recordó palabras de Benedicto XVI y del Papa Francisco. Faifer encabezó ayer el Via Crucis por las calles de Goya y la celebración de la Pasión. Hoy presidirá la Vigilia Pascual. 

El obispo de Santo Tomé, monseñor Hugo Santiago pidió a los sacerdotes, durante la misa Crismal celebrada en la Catedral, “reforzar, alimentar, afirmar y proclamar la fe. Sobre todo, “ayudar a los fieles a pasar, de una fe tradicional, de costumbre, de ambiente, a una personal, convencida, interior”. El jueves, presidió la misa de la Cena del Señor, en la que lavó los pies a referentes de la comunidad y vecinos, entre ellos, el Intendente. Monseñor Ricardo Faifer encabezó ayer el Via Crucis por las calles de Goya y la celebración de la Pasión. Hoy, estarán al frente de la Vigilia Pascual. 
En la mañana del jueves, monseñor Santiago presidió la Misa Crismal, con todos los sacerdotes de la Diócesis, donde se bendijeron los óleos que serán luego utilizados para la administración de los sacramentos. Tras realizar junto a los presbíteros la renovación de las promesas hechas durante sus ordenaciones, hizo hincapié en la necesidad de recuperar la fe, y que ésta sea vivida en la cotidianeidad, para lo que utilizó palabras del Benedicto XVI.
Para el Pastor, “hay dos tipos de peligros para la fe en nuestros tiempos: uno activo que podemos identificar con el nombre de ‘laicismo agresivo’ y otro que es el simple ‘derrumbe silencioso de la fe’ de muchos bautizados, proveniente de un catolicismo tradicional  sin cultivar ni personalizar”. Instó a los presbíteros a “cultivar en nuestros fieles una fe militante, activa y creativa, que se fortalezca abriendo nuevos caminos de misión y transmisión de la fe en las circunstancias históricas que nos tocan vivir”. 
El Obispo, entiende que “es la fe tradicional ‘no personalizada’ la que sucumbe ante el secularismo y el laicismo, la fe que no ha surgido de un encuentro personal con Jesucristo ni ha sido cultivada en sus contenidos, una fe que no está suficientemente cultivada ni espiritual ni intelectualmente”. Aquí está, entonces, dijo, “nuestra tarea de pastores del Pueblo de Dios, hacer que la fe que normalmente se transmite por tradición, de padres a hijos y de hijos a nietos, se ‘personalice’”.
También pidió a los sacerdotes “ser testigos de lo que enseñamos” y preguntarse “cómo anda el cultivo de nuestro encuentro personal con Cristo: cómo está nuestra oración personal, … ya que sería un error grosero predicar algo que no intentamos vivir”.
Monseñor solicitó luego, “reforzar, alimentar, afirmar y proclamar” y describió como “primer problema pastoral hacer pasar a nuestra gente de una fe tradicional, de costumbre, de ambiente, a una fe personal, convencida, interior”. 
Esto es, “una fe que no tenga compartimentos estancos, que llene de Dios todos los momentos de nuestra vida: la convivencia familiar, el trabajo, la recreación, y dé sentido al dolor, a la alegría, a la vida y a la muerte”.
En la noche del jueves, presidió la misa en la que se recuerda la Cena del Señor, en la que Jesús lava los pies a sus discípulos. Imitando ese gesto, hizo por propio con el intendente Víctor Giraud; los jefes del Escuadrón 57 de Gendarmería Nacional y de Prefectura; un representante de la Unidad Regional V de Policía; un comunicador social, un comerciante y vecinos. Recordó sus palabras al pedir a los cardenales en la intimidad antes de ser elegido Papa, “abrir las puertas a Cristo para salga a brindar servicio a la gente, llegando a las fronteras existenciales del dolor, de los problemas actuales”.
En Goya, monseñor encabezó ayer el tradicional Via Crucis por las calles de la ciudad, que se inició a las 6, la capilla Medalla Milagrosa y que culminó en el templo Soledad.  Por la tarde, presidió la celebración de la Pasión en la Catedral.
Esta noche, celebrará la Vigilia Pascual, a las 21, en la Iglesia Catedral. 
¿Qué Sentís?
Registrando voto...
Compartir el voto en Facebook
Ud. ya ha votado el artículo
Noticias relacionadas
    Más de Interior
      Varias
        COMENTARIOS
        FACEBOOK
        Cargando comentarios...
        Cargando...
         
        POR DR. LEÓN HORACIO GUTNISKY
        POR DR. LEÓN HORACIO GUTNISKY
         
         
        ROBERTO CAPARA
        ROBERTO CAPARA
         
         
        POR JORGE EDUARDO SIMONETTI
        POR JORGE EDUARDO SIMONETTI