Unos 10 jugadores están al borde de la suspensión
ellitoral.com.ar

Miércoles 14de Noviembre de 2018CORRIENTES19°Pronóstico Extendidoclima_nublado

Dolar Compra:$35,10

Dolar Venta:$36,90

Unos 10 jugadores están al borde de la suspensión

imagen_1

Un total de diez futbolistas entre Boca Juniors y River Plate están al borde de la suspensión por acumulación de dos tarjetas amarillas de cara a la primera final de la Copa Libertadores de mañana, en La Bombonera, a partir de las 17.
Boca tiene al límite al defensor Lucas Olaza, a los volantes Nahitan Nández y Pablo Pérez y al delantero Cristian Pavón, mientras que River Plate acredita a los defensores Javier Pinola y Jonatan Maidana, a los volantes Enzo Pérez y Gonzalo Martínez; y a los delanteros Rafael Santos Borré y Lucas Pratto. 
En caso de que el árbitro chileno Roberto Tobar los advierta con una nueva tarjeta amarilla, se perderán el partido desquite en el Monumental del 24 de noviembre.
La Conmebol no dispuso la quita de tarjetas amarillas acumuladas durante el certamen para la final y por lo tanto esos diez jugadores deberán cuidarse si pretenden jugar la revancha.

¿Te gustó la nota?
Comentarios
Logo

Unos 10 jugadores están al borde de la suspensión

Un total de diez futbolistas entre Boca Juniors y River Plate están al borde de la suspensión por acumulación de dos tarjetas amarillas de cara a la primera final de la Copa Libertadores de mañana, en La Bombonera, a partir de las 17.
Boca tiene al límite al defensor Lucas Olaza, a los volantes Nahitan Nández y Pablo Pérez y al delantero Cristian Pavón, mientras que River Plate acredita a los defensores Javier Pinola y Jonatan Maidana, a los volantes Enzo Pérez y Gonzalo Martínez; y a los delanteros Rafael Santos Borré y Lucas Pratto. 
En caso de que el árbitro chileno Roberto Tobar los advierta con una nueva tarjeta amarilla, se perderán el partido desquite en el Monumental del 24 de noviembre.
La Conmebol no dispuso la quita de tarjetas amarillas acumuladas durante el certamen para la final y por lo tanto esos diez jugadores deberán cuidarse si pretenden jugar la revancha.