El negociador argentino en el G20 abrió el debate sobre “La agenda del Nordeste”
ellitoral.com.ar

Miércoles 17de Octubre de 2018CORRIENTES22°Pronóstico Extendidoclima_sol_noche

Dolar Compra:$35,10

Dolar Venta:$36,90

El negociador argentino en el G20 abrió el debate sobre “La agenda del Nordeste”

Ante un importante marco, el diplomático que representa al país en el G20 disertó ayer sobre los ejes temáticos de la histórica cumbre que se realizará en Buenos Aires a fin de año. Quedó inaugurado así un ciclo que el diario El Litoral y el Club de la Libertad desarrollarán de aquí en adelante y pretende concluir con un documento con las inquietudes de la región.
 

imagen_1

n A sala llena y con marcado éxito -medido no sólo por la cantidad sino por la representatividad de los asistentes-, tuvo lugar ayer en el salón auditorio del diario El Litoral, la charla inaugural del ciclo denominado “G20 Argentina, La agenda del Nordeste”, organizado por este diario y por la Fundación Club de la Libertad, y  que contó con la presencia del sherpa argentino, Pedro Villagra Delgado, negociador designado por el presidente Mauricio Macri para encaminar los ejes temáticos de la cumbre que tendrá lugar en Buenos Aires a fin de año.  
La actividad fue la primera de un ciclo que pretende culminar, después de varias rondas de trabajo, en la redacción de un documento con las problemáticas regionales, que al menos puedan ser tenidas en cuenta en los debates previos que darían pié al documento final que firmarán los presidentes de los países miembros en el encuentro del 30 de noviembre y 1 de diciembre próximos.
La bienvenida estuvo a cargo ayer del director propietario del diario El Litoral, Carlos Alberto Romero Feris, quien manifestó su gratitud por abrir la conferencia inaugural y por “recibir en mi casa al negociador argentino”. 
“Me es grato recibirlo, sherpa. Pero si usted me permite, será considerado aquí, por nosotros, como nuestro “baqueano”, en reconocimiento a la sapiencia de aquellos hombres y mujeres que conocen palmo a palmo nuestras anchas espesuras verdes, nuestras cañadas dulces y nuestros esteros encantados, como los del Iberá. En nombre de ellos, mirándonos en ellos, nuestro reconocimiento a su enorme tarea”, dijo.
Luego recordó que El Litoral abrió sus puertas a la Fundación del Club de la Libertad para organizar estos seminarios “porque sabemos de su importancia. Sabemos de la importancia que radica en la localía: que los líderes del mundo vengan a nuestro país. Y sabemos al mismo tiempo, de la oportunidad que tenemos para hacer oír nuestras voces”. 
“Entendemos que la región no puede ignorar tan relevante acontecimiento y por eso nos lanzamos a organizar y acompañar estos seminarios de trabajo para plantear una agenda de discusión del Nordeste argentino”.
“Problemas hay en todas partes. El mundo tiene los suyos y nosotros los nuestros. Pero esta es una oportunidad para remarcar nuestras carencias: no por el mero reclamo, sino para tratar de encontrar agendas y soluciones”.
“El mundo busca soluciones para el trabajo vinculado a la educación y a la digitalización, busca infraestructura para el desarrollo y alimentación sustentable. Busca energía. Discute -como aquí- la paridad de género, y la desigualdad de la mujer en el acceso al sistema productivo”. 
“Nosotros discutimos por la falta de trabajo, de infraestructura básica”, agregó Romero Feris. “Queremos mejor salud, mayor educación, que nuestros productos salgan por puertos y rutas seguras”.
“Yo no soy especialista, pero a lo largo de mi vida hice de todo. Y conozco muchas cadenas productivas. Además, vivo en este país, y conozco todos sus vaivenes. Por eso, una vez más, creo que este tipo de encuentros nos hace mejores, porque nos da una perspectiva”, finalizó.
Alberto Medina Méndez, como titular del Club de la Libertad, también agradeció a los presentes y habló de la metodología de trabajo  que se seguirá en adelante. Dijo que este es el punto inicial de una secuencia que, como se dijo, pretende terminar con un documento, como producto de talleres y debates que se harán en los próximos meses y que se irán informando oportunamente.
“La idea es terminar con un borrador que le haremos llegar al sherpa como testimonio de este trabajo que surge como idea teniendo en cuenta la importancia de la cumbre, la importancia de la presidencia argentina de la misma, cosa que difícilmente pueda volver a repetirse en los próximos largos años”, remarcó.
Inmediatamente después intervino el sherpa Villagra Delgado, quien explicó de qué se trata el G20, para luego desarrollar temas de la agenda y finalmente contestar preguntas del auditorio.
Pedro Villagra Delgado dijo primero que aceptó la invitación para venir a Corrientes porque de esa manera se cumple una de las funciones de su cargo, que es federalizar el conocimiento y los alcances de las negocaciones que realizan los países miembros del Grupo de los 20.
Dijo además que las resoluciones del G20 obedecen a una lógica: es un mecanismo informal de líderes, que producen hojas de ruta como culminación de 60 o 70 reuniones previas a cargo de los negociadores, de gente como él, en el caso de Argentina.
Agradeció ser llamado “baqueano”, porque es esa su tarea: la de los baqueanos o porteadores que llevan la carga de los líderes que, en la cumbre, consensuan una serie de recomendaciones sobre los grandes temas del mundo. Habló de los canales de financiamiento -como matriz primigenia del grupo- y, luego de la crisis de 2008, de los canales políticos que conforman ahora los flujos aspiraciones de las decisiones que toman los líderes.
Reconoció que hay temas que escapan a la agenda, como el de la seguridad -donde los países difícilmente se pongan de acuerdo-, pero que ello no impide bregar por la estabilidad social y política del planeta o, mejor, de los miembros del grupo, que es casi lo mismo, ya que concentran nada menos que el 85% del PBI mundial.
Hablando de PBI reconoció que Argentina no tiene mayor volumen en relación al resto de las potencias, pero destacó un punto que para muchos pasa desapercibido: Argentina tiene un papel sistémico en la creación de normas, muchas de ellas de referencia en el caso de los derechos humanos, de nuevos derechos, pero también en otras normativas que luego se incorporan, por caso, en la Organización Mundial del Comercio, por mencionar un ejemplo.
Dijo además Villagra Delgado, siguiendo la lógica anterior, que Argentina, Brasil y México -los tres países latinoamericanos que forman parte del G20-, más allá de su incidencia económica tienen posiciones distintas que abren la perspectiva global del G20. 
Posteriormente dejó en claro que las decisiones del G20 tienen valor en el plano de la influencia, pues un acuerdo entre líderes modela el resto de las agendas, sin perjuicio de que hay otros foros más importantes en términos de determinaciones futuras.
Mencionó entonces los puntos centrales de la agenda Argentina, llamándolas “prioridades”. Algunos son temas generales que se tratan desde hace 20 años y otros más específicos que propone la Argentina. 
Hoy una de las prioridades de Argentina es al menos discutir sobre el futuro del trabajo, porque está vinculado a la educación y a la digitalización, porque es un tema que atañe a todo el mundo. 
La sustentabilidad alimentaria es otro eje importante del G20. “Nos interesa encontrar la manera en que podamos garantizar que en todo el mundo haya una alimentación sana, nutritiva, saludable y de calidad”,dijo. 
“Otro de los ejes es la infraestructura para el desarrollo. El lema de Argentina para este G20 es ‘Construyendo consenso para un desarrollo equitativo y sostenible’. Construyendo consenso porque una de las tareas que tenemos nosotros en la presidencia es tratar de acercar las posiciones de todos los países, ya que hay muchos temas que generan tensión y queremos usar la presidencia como un canal que permita reconstruir consenso, lo cual no es fácil”.
“Promovemos la infraestructura para el desarrollo porque es muy difícil que la gente pueda acceder al desarrollo si no hay caminos, hospitales, escuelas. Hablar de mejorar la calidad de vida de la gente es teórico si no se provee la infraestructura necesaria, que no es sólo caminos, producción de puertos, energía, sino también la conectividad, así como los temas de infraestructura social, como la educación, buenas escuelas, pero que el contenido además sea bueno”.
Finalmente agregó otros asuntos no menos importantes: la lucha contra la corrupción y la igualdad de género.
Una vez finalizada la exposición, el sherpa respondió inquietudes de los presentes, entre los que se encontraba el ex gobernador Ricardo Guillermo Leconte, los ex legisladores Yamil Machado, Horacio Gutnisky y Jorge Simonetti; el ministro de la Producción, Jorge Vara; los legisladores provinciales Eduardo Vischi, Raúl Alfonso, Any Pereyra, Tito Meixner y Martín Barrionuevo; el parlamentario del Mercosur, Alejandro Karlen; el secretario de Gobierno Municipal, Hugo Calvano; los concejales Norberto Ast, Germán Braillard, Mercedes Mestres y Fabián Nieves; directivos del Banco de Corrientes como Roberto Demonte y Rosa Pasetto; funcionarios de segunda y tercera línea del Gobierno de Corrientes; titulares de las cámaras empresarias y económicas de Corrientes, Chaco, Formosa y Misiones, y además de periodistas de los distintos medios de la ciudad, asistió la directora propietaria del diario La Mañana de Formosa, Claudia Bogado.

¿Te gustó la nota?

El “sherpa”

Pedro Raúl Villagra Delgado nació en Tucumán. Se graduó como abogado en 1974 y como escribano en 1975 en la Universidad Nacional de Tucumán. En 1994 obtuvo un Máster en Derecho Internacional por la Universidad de Londres. En 1977 egresó del Instituto del Servicio Exterior de la Nación y en 2002 fue promovido al rango de Embajador Extraordinario y Plenipotenciario.

 

El G 20

La Argentina preside este año el principal foro internacional para la cooperación económica, financiera y política del que forma parte. El mismo está compuesto por 20 integrantes: 19 países (Alemania, Arabia Saudita, Argentina, Australia, Brasil, Canadá, China, Corea del Sur, Estados Unidos, Francia, India, Indonesia, Italia, Japón, México, Rusia, Reino Unido, Sudáfrica y Turquía) y la Unión Europea.

Comentarios
Logo

El negociador argentino en el G20 abrió el debate sobre “La agenda del Nordeste”

Ante un importante marco, el diplomático que representa al país en el G20 disertó ayer sobre los ejes temáticos de la histórica cumbre que se realizará en Buenos Aires a fin de año. Quedó inaugurado así un ciclo que el diario El Litoral y el Club de la Libertad desarrollarán de aquí en adelante y pretende concluir con un documento con las inquietudes de la región.
 

n A sala llena y con marcado éxito -medido no sólo por la cantidad sino por la representatividad de los asistentes-, tuvo lugar ayer en el salón auditorio del diario El Litoral, la charla inaugural del ciclo denominado “G20 Argentina, La agenda del Nordeste”, organizado por este diario y por la Fundación Club de la Libertad, y  que contó con la presencia del sherpa argentino, Pedro Villagra Delgado, negociador designado por el presidente Mauricio Macri para encaminar los ejes temáticos de la cumbre que tendrá lugar en Buenos Aires a fin de año.  
La actividad fue la primera de un ciclo que pretende culminar, después de varias rondas de trabajo, en la redacción de un documento con las problemáticas regionales, que al menos puedan ser tenidas en cuenta en los debates previos que darían pié al documento final que firmarán los presidentes de los países miembros en el encuentro del 30 de noviembre y 1 de diciembre próximos.
La bienvenida estuvo a cargo ayer del director propietario del diario El Litoral, Carlos Alberto Romero Feris, quien manifestó su gratitud por abrir la conferencia inaugural y por “recibir en mi casa al negociador argentino”. 
“Me es grato recibirlo, sherpa. Pero si usted me permite, será considerado aquí, por nosotros, como nuestro “baqueano”, en reconocimiento a la sapiencia de aquellos hombres y mujeres que conocen palmo a palmo nuestras anchas espesuras verdes, nuestras cañadas dulces y nuestros esteros encantados, como los del Iberá. En nombre de ellos, mirándonos en ellos, nuestro reconocimiento a su enorme tarea”, dijo.
Luego recordó que El Litoral abrió sus puertas a la Fundación del Club de la Libertad para organizar estos seminarios “porque sabemos de su importancia. Sabemos de la importancia que radica en la localía: que los líderes del mundo vengan a nuestro país. Y sabemos al mismo tiempo, de la oportunidad que tenemos para hacer oír nuestras voces”. 
“Entendemos que la región no puede ignorar tan relevante acontecimiento y por eso nos lanzamos a organizar y acompañar estos seminarios de trabajo para plantear una agenda de discusión del Nordeste argentino”.
“Problemas hay en todas partes. El mundo tiene los suyos y nosotros los nuestros. Pero esta es una oportunidad para remarcar nuestras carencias: no por el mero reclamo, sino para tratar de encontrar agendas y soluciones”.
“El mundo busca soluciones para el trabajo vinculado a la educación y a la digitalización, busca infraestructura para el desarrollo y alimentación sustentable. Busca energía. Discute -como aquí- la paridad de género, y la desigualdad de la mujer en el acceso al sistema productivo”. 
“Nosotros discutimos por la falta de trabajo, de infraestructura básica”, agregó Romero Feris. “Queremos mejor salud, mayor educación, que nuestros productos salgan por puertos y rutas seguras”.
“Yo no soy especialista, pero a lo largo de mi vida hice de todo. Y conozco muchas cadenas productivas. Además, vivo en este país, y conozco todos sus vaivenes. Por eso, una vez más, creo que este tipo de encuentros nos hace mejores, porque nos da una perspectiva”, finalizó.
Alberto Medina Méndez, como titular del Club de la Libertad, también agradeció a los presentes y habló de la metodología de trabajo  que se seguirá en adelante. Dijo que este es el punto inicial de una secuencia que, como se dijo, pretende terminar con un documento, como producto de talleres y debates que se harán en los próximos meses y que se irán informando oportunamente.
“La idea es terminar con un borrador que le haremos llegar al sherpa como testimonio de este trabajo que surge como idea teniendo en cuenta la importancia de la cumbre, la importancia de la presidencia argentina de la misma, cosa que difícilmente pueda volver a repetirse en los próximos largos años”, remarcó.
Inmediatamente después intervino el sherpa Villagra Delgado, quien explicó de qué se trata el G20, para luego desarrollar temas de la agenda y finalmente contestar preguntas del auditorio.
Pedro Villagra Delgado dijo primero que aceptó la invitación para venir a Corrientes porque de esa manera se cumple una de las funciones de su cargo, que es federalizar el conocimiento y los alcances de las negocaciones que realizan los países miembros del Grupo de los 20.
Dijo además que las resoluciones del G20 obedecen a una lógica: es un mecanismo informal de líderes, que producen hojas de ruta como culminación de 60 o 70 reuniones previas a cargo de los negociadores, de gente como él, en el caso de Argentina.
Agradeció ser llamado “baqueano”, porque es esa su tarea: la de los baqueanos o porteadores que llevan la carga de los líderes que, en la cumbre, consensuan una serie de recomendaciones sobre los grandes temas del mundo. Habló de los canales de financiamiento -como matriz primigenia del grupo- y, luego de la crisis de 2008, de los canales políticos que conforman ahora los flujos aspiraciones de las decisiones que toman los líderes.
Reconoció que hay temas que escapan a la agenda, como el de la seguridad -donde los países difícilmente se pongan de acuerdo-, pero que ello no impide bregar por la estabilidad social y política del planeta o, mejor, de los miembros del grupo, que es casi lo mismo, ya que concentran nada menos que el 85% del PBI mundial.
Hablando de PBI reconoció que Argentina no tiene mayor volumen en relación al resto de las potencias, pero destacó un punto que para muchos pasa desapercibido: Argentina tiene un papel sistémico en la creación de normas, muchas de ellas de referencia en el caso de los derechos humanos, de nuevos derechos, pero también en otras normativas que luego se incorporan, por caso, en la Organización Mundial del Comercio, por mencionar un ejemplo.
Dijo además Villagra Delgado, siguiendo la lógica anterior, que Argentina, Brasil y México -los tres países latinoamericanos que forman parte del G20-, más allá de su incidencia económica tienen posiciones distintas que abren la perspectiva global del G20. 
Posteriormente dejó en claro que las decisiones del G20 tienen valor en el plano de la influencia, pues un acuerdo entre líderes modela el resto de las agendas, sin perjuicio de que hay otros foros más importantes en términos de determinaciones futuras.
Mencionó entonces los puntos centrales de la agenda Argentina, llamándolas “prioridades”. Algunos son temas generales que se tratan desde hace 20 años y otros más específicos que propone la Argentina. 
Hoy una de las prioridades de Argentina es al menos discutir sobre el futuro del trabajo, porque está vinculado a la educación y a la digitalización, porque es un tema que atañe a todo el mundo. 
La sustentabilidad alimentaria es otro eje importante del G20. “Nos interesa encontrar la manera en que podamos garantizar que en todo el mundo haya una alimentación sana, nutritiva, saludable y de calidad”,dijo. 
“Otro de los ejes es la infraestructura para el desarrollo. El lema de Argentina para este G20 es ‘Construyendo consenso para un desarrollo equitativo y sostenible’. Construyendo consenso porque una de las tareas que tenemos nosotros en la presidencia es tratar de acercar las posiciones de todos los países, ya que hay muchos temas que generan tensión y queremos usar la presidencia como un canal que permita reconstruir consenso, lo cual no es fácil”.
“Promovemos la infraestructura para el desarrollo porque es muy difícil que la gente pueda acceder al desarrollo si no hay caminos, hospitales, escuelas. Hablar de mejorar la calidad de vida de la gente es teórico si no se provee la infraestructura necesaria, que no es sólo caminos, producción de puertos, energía, sino también la conectividad, así como los temas de infraestructura social, como la educación, buenas escuelas, pero que el contenido además sea bueno”.
Finalmente agregó otros asuntos no menos importantes: la lucha contra la corrupción y la igualdad de género.
Una vez finalizada la exposición, el sherpa respondió inquietudes de los presentes, entre los que se encontraba el ex gobernador Ricardo Guillermo Leconte, los ex legisladores Yamil Machado, Horacio Gutnisky y Jorge Simonetti; el ministro de la Producción, Jorge Vara; los legisladores provinciales Eduardo Vischi, Raúl Alfonso, Any Pereyra, Tito Meixner y Martín Barrionuevo; el parlamentario del Mercosur, Alejandro Karlen; el secretario de Gobierno Municipal, Hugo Calvano; los concejales Norberto Ast, Germán Braillard, Mercedes Mestres y Fabián Nieves; directivos del Banco de Corrientes como Roberto Demonte y Rosa Pasetto; funcionarios de segunda y tercera línea del Gobierno de Corrientes; titulares de las cámaras empresarias y económicas de Corrientes, Chaco, Formosa y Misiones, y además de periodistas de los distintos medios de la ciudad, asistió la directora propietaria del diario La Mañana de Formosa, Claudia Bogado.