El Gobernador reprogramó la reunión con Iguacel sobre reclamos energéticos
ellitoral.com.ar

Miércoles 17de Octubre de 2018CORRIENTES23°Pronóstico Extendidoclima_parcial_noche

Dolar Compra:$35,10

Dolar Venta:$36,90

El Gobernador reprogramó la reunión con Iguacel sobre reclamos energéticos

El mandatario había anunciado que tenía un encuentro pendiente con el ministro de Energía de la Nación. Todo indica que el cónclave fue postergado ya que fuentes oficiales anunciaron que Valdés estará en los actos oficiales por el aniversario de la Coronación Pontificia de la Virgen de Itatí.
 

imagen_1

El gobernador Gustavo Valdés habría reprogramado su viaje a Buenos Aires. Al respecto, fuentes de Información Pública confirmaron que hoy no viajará y que participaría de los actos oficiales por los festejos de un nuevo aniversario de la Coronación Pontificia de la Virgen de Itatí.
El propio Valdés había anunciado el viernes que tal vez no estaría hoy en Itatí por un posible viaje a Buenos Aires. Pero, finalmente, el encuentro con el ministro de Energía, Javier Iguacel,  en el que el mandatario tenía planeado renovar reclamos energéticos, se habría postergado. 
Desde la dirección de Información Pública confirmaron que el mandatario estará en los actos centrales en la localidad de Itatí.
En tanto la Casa Rosada ya inició las rondas de negociación con las provincias para acordar el Presupuesto del año próximo. Las primeras en desfilar fueron las gobernaciones “amigas” y en las próximas semanas lo harán los distritos opositores.
La semana pasada el Gobierno nacional juntó a los ministros de Economía de las provincias aliadas, con los que habló de un “esfuerzo conjunto” para realizar el ajuste en las cuentas públicas previsto en el programa firmado con el Fondo Monetario Internacional.
Las cinco provincias gobernadas por Cambiemos y que pasaron por la Casa de Gobierno fueron Buenos Aires, Jujuy, Corrientes, Mendoza y la Ciudad de Buenos Aires.
El “esfuerzo” del que hablaron los funcionarios luego de la reunión tiene que ver con el acuerdo firmado con el FMI y implica para 2019 una reducción del déficit fiscal (es decir la diferencia entre lo que recauda y lo que gasta el Estado), equivalente a 1,3% puntos del Producto Bruto Interno. Por lo tanto, sería necesario hacer un ajuste tal que permita pasar del 2,7% del PBI (que el Gobierno espera para este año) hacia ese 1,3%.
El presidente Mauricio Macri les pidió a los gobernadores “tirar para el mismo lado”, mientras el Gobierno nacional trata de negociar el diseño del Presupuesto del año que viene, para lo cual necesita consensuar con los mandatarios provinciales los alcances del ajuste de gasto público para cumplir con el programa firmado con el FMI.
Los gobernadores Valdés, Alfredo Cornejo (Mendoza) y Gerardo Morales (Jujuy) volverán a sentarse con funcionarios nacionales en una próxima reunión que no se concretará hasta los últimos días de julio o primeros de agosto, cuando se tengan más precisiones sobre la letra chica del Presupuesto.

Crédito para obras
El Gobierno nacional empezó a presentar algunas opciones de cara a suplir la deficiencia de fondos que impondrá el ajuste y, además de la ampliación de la cantidad de proyectos de Participación Público Privada que ya están en estudio por Hacienda, ahora se sumó una nueva herramienta. El Ministerio de Interior, Obras Públicas y Viviendas explicó que parte de lo que desaparecerá del Presupuesto buscará ser incluido dentro de los paquetes de préstamos subsidiados de los organismos internacionales.
De acuerdo con fuentes de la cartera que encabeza Rogelio Frigerio, con el fin de que las provincias sigan manteniendo el plan de obra pública la Casa Rosada empezó a garantizar que les facilitará el acceso a un programa de préstamos subsidiados con financiamiento de organismos multilaterales como el Banco Interamericano de Desarrollo o el Banco Mundial.
Así se lo hizo saber hace unos días Frigerio a los gobernadores que pasaron por su despacho en las reuniones informales, previas a la ronda de negociaciones que ya anticipó que mantendría el Gobierno con cada uno de los distritos. “No es una mala opción frente al recorte. Hay que ver cómo se estructura, pero no es para descartar porque, frente a la escasez, se conseguirían fondos a menor costo”, explicaron desde una provincia de la región Centro.
Con este esquema, Nación también se asegura de que frena una parte del reclamo de un sector de los gobernadores que encontraron en el chaqueño Domingo Peppo a su vocero. Según publicó El Cronista: “Con este esquema, podemos asegurar créditos a mejores tasas que las que podría conseguir la provincia y, además, se bloquea el pedido de control de los fondos”, explicó una fuente oficial.
La otra opción que está en discusión y que generará más controversia tiene que ver con la parte que aporta la Nación y las provincias en las obras de infraestructura que se realizan en conjunto. 
“Hasta ahora es 60% Nación y 40% la Provincia. Para el año que viene sólo se podrá continuar si se da vuelta la ecuación y son los distritos subnacionales los que ponen la parte mayoritaria. Aquellos que no puedan hacer frente a este cambio, será difícil que la obra tenga viabilidad durante el 2019”, explicó otra fuente oficial.

¿Te gustó la nota?
Comentarios
Logo

El Gobernador reprogramó la reunión con Iguacel sobre reclamos energéticos

El mandatario había anunciado que tenía un encuentro pendiente con el ministro de Energía de la Nación. Todo indica que el cónclave fue postergado ya que fuentes oficiales anunciaron que Valdés estará en los actos oficiales por el aniversario de la Coronación Pontificia de la Virgen de Itatí.
 

El gobernador Gustavo Valdés habría reprogramado su viaje a Buenos Aires. Al respecto, fuentes de Información Pública confirmaron que hoy no viajará y que participaría de los actos oficiales por los festejos de un nuevo aniversario de la Coronación Pontificia de la Virgen de Itatí.
El propio Valdés había anunciado el viernes que tal vez no estaría hoy en Itatí por un posible viaje a Buenos Aires. Pero, finalmente, el encuentro con el ministro de Energía, Javier Iguacel,  en el que el mandatario tenía planeado renovar reclamos energéticos, se habría postergado. 
Desde la dirección de Información Pública confirmaron que el mandatario estará en los actos centrales en la localidad de Itatí.
En tanto la Casa Rosada ya inició las rondas de negociación con las provincias para acordar el Presupuesto del año próximo. Las primeras en desfilar fueron las gobernaciones “amigas” y en las próximas semanas lo harán los distritos opositores.
La semana pasada el Gobierno nacional juntó a los ministros de Economía de las provincias aliadas, con los que habló de un “esfuerzo conjunto” para realizar el ajuste en las cuentas públicas previsto en el programa firmado con el Fondo Monetario Internacional.
Las cinco provincias gobernadas por Cambiemos y que pasaron por la Casa de Gobierno fueron Buenos Aires, Jujuy, Corrientes, Mendoza y la Ciudad de Buenos Aires.
El “esfuerzo” del que hablaron los funcionarios luego de la reunión tiene que ver con el acuerdo firmado con el FMI y implica para 2019 una reducción del déficit fiscal (es decir la diferencia entre lo que recauda y lo que gasta el Estado), equivalente a 1,3% puntos del Producto Bruto Interno. Por lo tanto, sería necesario hacer un ajuste tal que permita pasar del 2,7% del PBI (que el Gobierno espera para este año) hacia ese 1,3%.
El presidente Mauricio Macri les pidió a los gobernadores “tirar para el mismo lado”, mientras el Gobierno nacional trata de negociar el diseño del Presupuesto del año que viene, para lo cual necesita consensuar con los mandatarios provinciales los alcances del ajuste de gasto público para cumplir con el programa firmado con el FMI.
Los gobernadores Valdés, Alfredo Cornejo (Mendoza) y Gerardo Morales (Jujuy) volverán a sentarse con funcionarios nacionales en una próxima reunión que no se concretará hasta los últimos días de julio o primeros de agosto, cuando se tengan más precisiones sobre la letra chica del Presupuesto.

Crédito para obras
El Gobierno nacional empezó a presentar algunas opciones de cara a suplir la deficiencia de fondos que impondrá el ajuste y, además de la ampliación de la cantidad de proyectos de Participación Público Privada que ya están en estudio por Hacienda, ahora se sumó una nueva herramienta. El Ministerio de Interior, Obras Públicas y Viviendas explicó que parte de lo que desaparecerá del Presupuesto buscará ser incluido dentro de los paquetes de préstamos subsidiados de los organismos internacionales.
De acuerdo con fuentes de la cartera que encabeza Rogelio Frigerio, con el fin de que las provincias sigan manteniendo el plan de obra pública la Casa Rosada empezó a garantizar que les facilitará el acceso a un programa de préstamos subsidiados con financiamiento de organismos multilaterales como el Banco Interamericano de Desarrollo o el Banco Mundial.
Así se lo hizo saber hace unos días Frigerio a los gobernadores que pasaron por su despacho en las reuniones informales, previas a la ronda de negociaciones que ya anticipó que mantendría el Gobierno con cada uno de los distritos. “No es una mala opción frente al recorte. Hay que ver cómo se estructura, pero no es para descartar porque, frente a la escasez, se conseguirían fondos a menor costo”, explicaron desde una provincia de la región Centro.
Con este esquema, Nación también se asegura de que frena una parte del reclamo de un sector de los gobernadores que encontraron en el chaqueño Domingo Peppo a su vocero. Según publicó El Cronista: “Con este esquema, podemos asegurar créditos a mejores tasas que las que podría conseguir la provincia y, además, se bloquea el pedido de control de los fondos”, explicó una fuente oficial.
La otra opción que está en discusión y que generará más controversia tiene que ver con la parte que aporta la Nación y las provincias en las obras de infraestructura que se realizan en conjunto. 
“Hasta ahora es 60% Nación y 40% la Provincia. Para el año que viene sólo se podrá continuar si se da vuelta la ecuación y son los distritos subnacionales los que ponen la parte mayoritaria. Aquellos que no puedan hacer frente a este cambio, será difícil que la obra tenga viabilidad durante el 2019”, explicó otra fuente oficial.