ellitoral.com.ar

Domingo 22de Septiembre de 2019CORRIENTES10°Pronóstico Extendidoclima_sol_noche

Dolar Compra:$55,00

Dolar Venta:$58,50

Bendición de ramos y abnegación: Stanovnik recordó el testimonio de los mártires riojanos

La tradicional celebración se realizó ayer a la mañana en el atrio de la Iglesia Santa Rita con un mensaje especial que brindó el arzobispo Andrés Stanovnik. Luego se desarrolló una procesión hasta Catedral, donde celebraron misa.
 

imagen_0
imagen_1

Con hojas de palmas en manos, una multitud de fieles se unió ayer a la ceremonia central del Domingo de Ramos, que comenzó a las 8.30 en el atrio de la iglesia Santa Rita donde el arzobispo de la provincia, Andrés Stanovnik, presidió la tradicional bendición que inauguró la Semana Santa.
Mientras la feligresía poblaba la esquina de Córdoba y Bolívar, un grupo de animadores dedicaba canciones alusivas. En ese marco, monseñor Andrés Stanovnik a las 9 saludó a los presentes y brindó unas palabras antes de realizar la bendición, un mensaje que puede resumirse en unas palabras: “testimonio de fe”.
Es que en primer lugar hizo referencia a la testificación de los profetas que permitió unir los hechos históricos de la vida de Jesús con su resurrección, fundamento de la fe cristiana. Además, en segundo lugar instó a los presentes a dar un “testimonio valiente de fe” y dedicó minutos en memoria a la vida y obra de los Mártires Riojanos que serán beatificados el 27 de abril.
Para dar comienzo al encuentro, el obispo expresó: “Después de haber preparado nuestros corazones desde el comienzo de la Cuaresma, nos congregamos para iniciar la celebración del misterio pascual del Señor. Este sagrado misterio se realiza por su muerte y resurrección”. A continuación, monseñor Stanovnik destacó que cada uno de los acontecimientos que se conmemoran no son una simple fantasía, “recordamos hechos que sucedieron en verdad. Jesús fue juzgado, condenado injustamente como inocente y fue sepultado. Estos acontecimientos fueron registrados. Luego aparecieron los testigos que lo vieron resucitado, y es ahí donde obra la fe. Ese es el testimonio de fe, que transmitimos de generación en generación”, dijo.
Tras finalizar estas palabras realizó una breve oración y procedió a bendecir los ramos.
Significado
Tras bendecir a los centenares de personas presentes, monseñor explicó el sentido de la conmemoración manifestando: “Estamos recordando la entrada triunfal de Jesús a Jerusalén, por eso venimos con unos ramos con los cuales queremos expresar la alegría en Cristo muerto y resucitado y además ser testigos alegres. De manera que estamos dispuestos a dar testimonio valiente de nuestra adhesión total a Jesús y reconocerlo como el mesías, el salvador”.

Pascua riojana
El testimonio de fe fue un tema central, y en esta oportunidad recordó a los mártires riojanos Obispo Enrique Angel Angelelli, de Fray Carlos de Dios Murias, del Presbítero Gabriel Roger Longueville y del laico Wenceslao Pedernera; que serán beatificados el próximo 27 de abril.
“Murieron en La Rioja en el año 1976, una época oscura y difícil por la que pasamos. Los mártires fueron cuatro: (Wenceslao) un catequista de 40 años, casado y padre de tres hijos. Un sacerdote francés llamado Gabriel Longueville, que muy joven pidió dejar su patria para servir como sacerdote a otro lugar y vino aquí a Corrientes en el año 1969, estuvo dos años trabajando con nosotros y luego pidió incorporarse al ministerio  al presbiterio de La Rioja. El murió también con 45 años asesinado, mientras iba junto con su compañero (Carlos de Dios Murias) un franciscano conventual que tenía 31 años la noche del 18 de julio. Finalmente el objetivo naturalmente era el obispo de La Rioja, monseñor Enrique Angelelli que ese mismo año, el 4 de agosto también da su vida por la fe en Jesús. Todos ellos fueron mártires. Eso es seguir a Jesús hasta el final”, detalló monseñor ante una multitud que escuchaba con atención.
Para cerrar, expresó: “A ellos les tocó ese camino, pero a todos Dios nos llama a vivir nuestro compromiso cristiano hasta el extremo, en el lugar que nos toca. Junto a la cruz y a la Virgen vayamos gozosos por nuestras calles a dar testimonio valiente”.
Luego del mensaje, la multitud se unió en procesión hasta la Iglesia Catedral, que fue escenario de la santa misa presidida por monseñor Andrés Stanovnik.
Cabe destacar que la iglesia católica con el lema de “Pascua riojana, alegría de toda la Iglesia”, se prepara para la beatificación de los Mártires Riojanos, que se celebrará el próximo 27 de abril en La Rioja.

¿Te gustó la nota?
Comentarios
Logo

Bendición de ramos y abnegación: Stanovnik recordó el testimonio de los mártires riojanos

La tradicional celebración se realizó ayer a la mañana en el atrio de la Iglesia Santa Rita con un mensaje especial que brindó el arzobispo Andrés Stanovnik. Luego se desarrolló una procesión hasta Catedral, donde celebraron misa.
 

Con hojas de palmas en manos, una multitud de fieles se unió ayer a la ceremonia central del Domingo de Ramos, que comenzó a las 8.30 en el atrio de la iglesia Santa Rita donde el arzobispo de la provincia, Andrés Stanovnik, presidió la tradicional bendición que inauguró la Semana Santa.
Mientras la feligresía poblaba la esquina de Córdoba y Bolívar, un grupo de animadores dedicaba canciones alusivas. En ese marco, monseñor Andrés Stanovnik a las 9 saludó a los presentes y brindó unas palabras antes de realizar la bendición, un mensaje que puede resumirse en unas palabras: “testimonio de fe”.
Es que en primer lugar hizo referencia a la testificación de los profetas que permitió unir los hechos históricos de la vida de Jesús con su resurrección, fundamento de la fe cristiana. Además, en segundo lugar instó a los presentes a dar un “testimonio valiente de fe” y dedicó minutos en memoria a la vida y obra de los Mártires Riojanos que serán beatificados el 27 de abril.
Para dar comienzo al encuentro, el obispo expresó: “Después de haber preparado nuestros corazones desde el comienzo de la Cuaresma, nos congregamos para iniciar la celebración del misterio pascual del Señor. Este sagrado misterio se realiza por su muerte y resurrección”. A continuación, monseñor Stanovnik destacó que cada uno de los acontecimientos que se conmemoran no son una simple fantasía, “recordamos hechos que sucedieron en verdad. Jesús fue juzgado, condenado injustamente como inocente y fue sepultado. Estos acontecimientos fueron registrados. Luego aparecieron los testigos que lo vieron resucitado, y es ahí donde obra la fe. Ese es el testimonio de fe, que transmitimos de generación en generación”, dijo.
Tras finalizar estas palabras realizó una breve oración y procedió a bendecir los ramos.
Significado
Tras bendecir a los centenares de personas presentes, monseñor explicó el sentido de la conmemoración manifestando: “Estamos recordando la entrada triunfal de Jesús a Jerusalén, por eso venimos con unos ramos con los cuales queremos expresar la alegría en Cristo muerto y resucitado y además ser testigos alegres. De manera que estamos dispuestos a dar testimonio valiente de nuestra adhesión total a Jesús y reconocerlo como el mesías, el salvador”.

Pascua riojana
El testimonio de fe fue un tema central, y en esta oportunidad recordó a los mártires riojanos Obispo Enrique Angel Angelelli, de Fray Carlos de Dios Murias, del Presbítero Gabriel Roger Longueville y del laico Wenceslao Pedernera; que serán beatificados el próximo 27 de abril.
“Murieron en La Rioja en el año 1976, una época oscura y difícil por la que pasamos. Los mártires fueron cuatro: (Wenceslao) un catequista de 40 años, casado y padre de tres hijos. Un sacerdote francés llamado Gabriel Longueville, que muy joven pidió dejar su patria para servir como sacerdote a otro lugar y vino aquí a Corrientes en el año 1969, estuvo dos años trabajando con nosotros y luego pidió incorporarse al ministerio  al presbiterio de La Rioja. El murió también con 45 años asesinado, mientras iba junto con su compañero (Carlos de Dios Murias) un franciscano conventual que tenía 31 años la noche del 18 de julio. Finalmente el objetivo naturalmente era el obispo de La Rioja, monseñor Enrique Angelelli que ese mismo año, el 4 de agosto también da su vida por la fe en Jesús. Todos ellos fueron mártires. Eso es seguir a Jesús hasta el final”, detalló monseñor ante una multitud que escuchaba con atención.
Para cerrar, expresó: “A ellos les tocó ese camino, pero a todos Dios nos llama a vivir nuestro compromiso cristiano hasta el extremo, en el lugar que nos toca. Junto a la cruz y a la Virgen vayamos gozosos por nuestras calles a dar testimonio valiente”.
Luego del mensaje, la multitud se unió en procesión hasta la Iglesia Catedral, que fue escenario de la santa misa presidida por monseñor Andrés Stanovnik.
Cabe destacar que la iglesia católica con el lema de “Pascua riojana, alegría de toda la Iglesia”, se prepara para la beatificación de los Mártires Riojanos, que se celebrará el próximo 27 de abril en La Rioja.