ellitoral.com.ar

Sabado 04de Abril de 2020CORRIENTES18°Pronóstico Extendidoclima_sol

Dolar Compra:$61,00

Dolar Venta:$66,00

Vegetarianismo, una moda alimentaria que puede ser peligrosa para la salud

imagen_1
EL DATO
Un estudio realizado por la Facultad de Medicina de la Universidad Nacional del Nordeste (Unne) revela que en el Chaco y Corrientes sólo el 30 por ciento de la población consume verduras y hortalizas en las cantidades necesarias para mantener una buena salud.


EL NUMERO
7 kg.
es la cantidad aproximada de frutas y verduras que debería consumir por día una persona vegetariana para compensar la falta de proteínas de la carne.



En base a argumentos filosóficos que apuntan a evitar la matanza de animales, muchas personas erradican las carnes de sus dietas y deciden convertirse en vegetarianos, dejando incluso de consumir cualquier derivado animal, como leche o huevos. Un especialista en nutrición explicó que esta moda puede ser peligrosa, ya que la falta de proteínas provoca deficiencias musculares o en el sistema inmunológico.
Estudios actuales indican que en Corrientes y Chaco el consumo de verduras es muy bajo, lo que también puede causar problemas en la salud. Señalan que lo ideal es aumentar el consumo de vegetales, minimizando el consumo de carnes pero sin erradicarlas de la alimentación.
Aunque existen varias corrientes con respecto a la alimentación, gran parte de los especialistas en nutrición coinciden en que las proteínas animales son muy difíciles de reemplazar. “Un lacto-ovo-vegetariano, que evita las carnes pero consume lácteos y huevos, puede compensar la falta de carne a través de otros alimentos si tiene un buen plan alimenticio, pero hay otras variantes más extremas, como son los veganos, que no comen ningún producto de origen animal y es en esos casos en los que se exponen a consecuencias más graves en la salud”, explicó a El Litoral el médico especialista en nutrición y docente de la Universidad Nacional del Nordeste (Unne), Claudio Szymula.
“Para reemplazar las proteínas que 100 o 150 gramos de carne de vaca, pollo o pescado le brindan al organismo por día, un vegano debería consumir cerca de 7 kilos de verdura”, explicó el profesional. Según advirtió, estas personas corren el riesgo de padecer problemas musculares, digestivos o deficiencias en su sistema inmunológico.
Si bien la moda del vegetarianismo suma adeptos en distintas parte del país y del mundo, en la región siguen predominando las dietas basadas principalmente en carnes y harinas. “Un estudio reciente que hicimos con alumnos de la Facultad de Medicina revela que en las provincias de Corrientes y Chaco, sólo el 30% de la población consume verduras y hortalizas”, detalló Szymula, al tiempo que recordó que esta costumbre también es riesgosa para salud.
“Hay que ir hacia el vegetarianismo, sumando cada vez más verduras a la dieta, pero sin erradicar las carnes, que debe ser cocinadas sin grasa ni aceite”, detalló.
¿Te gustó la nota?
Comentarios
Logo

Vegetarianismo, una moda alimentaria que puede ser peligrosa para la salud

La dieta de los correntinos es pobre en verduras, pero advierten que el exceso de carne también es perjudicial.
La dieta de los correntinos es pobre en verduras, pero advierten que el exceso de carne también es perjudicial.
EL DATO
Un estudio realizado por la Facultad de Medicina de la Universidad Nacional del Nordeste (Unne) revela que en el Chaco y Corrientes sólo el 30 por ciento de la población consume verduras y hortalizas en las cantidades necesarias para mantener una buena salud.


EL NUMERO
7 kg.
es la cantidad aproximada de frutas y verduras que debería consumir por día una persona vegetariana para compensar la falta de proteínas de la carne.



En base a argumentos filosóficos que apuntan a evitar la matanza de animales, muchas personas erradican las carnes de sus dietas y deciden convertirse en vegetarianos, dejando incluso de consumir cualquier derivado animal, como leche o huevos. Un especialista en nutrición explicó que esta moda puede ser peligrosa, ya que la falta de proteínas provoca deficiencias musculares o en el sistema inmunológico.
Estudios actuales indican que en Corrientes y Chaco el consumo de verduras es muy bajo, lo que también puede causar problemas en la salud. Señalan que lo ideal es aumentar el consumo de vegetales, minimizando el consumo de carnes pero sin erradicarlas de la alimentación.
Aunque existen varias corrientes con respecto a la alimentación, gran parte de los especialistas en nutrición coinciden en que las proteínas animales son muy difíciles de reemplazar. “Un lacto-ovo-vegetariano, que evita las carnes pero consume lácteos y huevos, puede compensar la falta de carne a través de otros alimentos si tiene un buen plan alimenticio, pero hay otras variantes más extremas, como son los veganos, que no comen ningún producto de origen animal y es en esos casos en los que se exponen a consecuencias más graves en la salud”, explicó a El Litoral el médico especialista en nutrición y docente de la Universidad Nacional del Nordeste (Unne), Claudio Szymula.
“Para reemplazar las proteínas que 100 o 150 gramos de carne de vaca, pollo o pescado le brindan al organismo por día, un vegano debería consumir cerca de 7 kilos de verdura”, explicó el profesional. Según advirtió, estas personas corren el riesgo de padecer problemas musculares, digestivos o deficiencias en su sistema inmunológico.
Si bien la moda del vegetarianismo suma adeptos en distintas parte del país y del mundo, en la región siguen predominando las dietas basadas principalmente en carnes y harinas. “Un estudio reciente que hicimos con alumnos de la Facultad de Medicina revela que en las provincias de Corrientes y Chaco, sólo el 30% de la población consume verduras y hortalizas”, detalló Szymula, al tiempo que recordó que esta costumbre también es riesgosa para salud.
“Hay que ir hacia el vegetarianismo, sumando cada vez más verduras a la dieta, pero sin erradicar las carnes, que debe ser cocinadas sin grasa ni aceite”, detalló.