Miércoles 03de Marzo de 2021CORRIENTES27°Pronóstico Extendido

Dolar Compra:$89,00

Dolar Venta:$95,00

Miércoles 03de Marzo de 2021CORRIENTES27°Pronóstico Extendido

Dolar Compra:$89,00

Dolar Venta:$95,00

/Ellitoral.com.ar/ Policiales

Fue internado con coronavirus y tenía pedido de captura por el supuesto abuso de una nena

Estaba prófugo desde hacía un año, precisamente desde el día en que no se presentó a una de las últimas audiencias del juicio en su contra. Está acusado de haber abusado en 2014 de su hijastra de tres años. Tras la denuncia de la madre de la pequeña, le pusieron una custodia policial en el hospital de campaña. 

Un insólito hecho se registró ayer en Corrientes, cuando un hombre que estaba prófugo por el supuesto abuso de su hijastra de tres años -en 2014- fue internado por coronavirus en el hospital de campaña. El estado de su situación judicial salió a la luz tras cruzar los datos con el centro especial de información que tiene la Policía, donde existe un oficio internacional de captura de Interpol. Tras la denuncia del abogado querellante de la madre, la Policía dispuso una custodia permanente para el acusado.

En diálogo con medios de la capital correntina, el letrado que lleva adelante la causa, Gusta Briends, expresó que el hombre se encontraba prófugo desde hacía un año, desde el día en que no se presentó a una de las últimas audiencias del juicio que se llevaba adelante contra él. Por otra parte, Erika Montenegro -quien es la madre de la víctima- relató a Radio Sudamericana que “ayer (por el jueves) me llegó el dato de que está internado con su nombre y apellido en el área de terapia intensiva y que tiene asistencia respiratoria. Llamé al 911 para informar, pero no me tomaron la denuncia y ni siquiera me dejaron contarles quién era”.

En este marco, indicó que junto con su abogado realizaron ayer la presentación, comunicando las novedades al Tribunal Oral Penal Nº 1 donde está el expediente y el tribunal, de forma inmediata, dispuso la constatación de identidad y puso la custodia policial.

Por otra parte, Briends relató que se enteraron de que el prófugo se encontraba internado ya que “en este caso en particular, habían anunciado que tenían equipos informáticos y estaban en comunicación con varios centros, entre ellos, el centro especial de información que tiene la Policía donde como sabemos hay un oficio internacional de captura de la Interpol. Nos llama la atención cómo no se advirtió antes”, indicó al mencionado portal.

Juicio y fuga

El hecho por el cual estaba siendo juzgado Aguirre habría ocurrido en 2014, cuando Erika Montenegro denunció que su expareja abusó sexualmente de su pequeña hija, que por entonces tenía 3 años.

Luego de varios vaivenes, el año pasado la causa estaba en la última etapa del juicio, pero el acusado no se presentó a una de las últimas audiencias, por lo que la Justicia emitió una orden de captura nacional e internacional.

En su momento, en diálogo con los medios de comunicación, la madre de la pequeña había expresado que posiblemente se había fugado al Paraguay o Brasil, ya que “su mamá es paraguaya y tiene familia en ese país, además la iglesia evangélica de la que es parte tiene muchos contactos en Brasil”. No obstante, se sorprendió cuando esta semana se supo que el hombre estaba internado en el hospital de campaña con coronavirus.

Al respecto, el abogado querellante expresó al mencionado portal que a partir de la fuga, “se hicieron las averiguaciones del caso, pero nunca puedo ser encontrado” hasta esta semana “que la familia fue anoticiada que estaba internado en el hospital de campaña”. Igualmente, manifestó su malestar ya que “son los organismos oficiales los que tenían que haber advertido esta situación y no la familia”, sostuvo. En tanto que Montenegro recalcó que “nosotros habíamos solicitado que quedara detenido hasta que se dictara la sentencia en el juicio, pero no nos hicieron caso porque supuestamente no corría riesgo procesal, advertimos que se podía fugar”. Finalmente, el letrado adelantó que ahora tendrán que realizar un nuevo juicio. Cabe destacar que el hombre está acusado por el delito de “abuso sexual gravemente ultrajante doblemente calificado por su calidad de guardador y por haber sido cometido aprovechando la convivencia preexistente con la menor de 18 años”. 

(AB)

¿Te gustó la nota?

Ocurrió un error