ellitoral.com.ar

Martes 22de Octubre de 2019CORRIENTES20°Pronóstico Extendidoclima_parcial

Dolar Compra:$57,00

Dolar Venta:$60,50

Violó perimetral por violencia de género y recibió una condena

El Juzgado de Instrucción N° 3 y Correccional de Goya condenó a la pena de 9 meses de prisión de cumplimiento efectivo a un sujeto acusado de violar una perimetral impuesta por violencia de género a su ex pareja. 
El hecho sucedió el 8 de agosto del 2018, cuando la víctima debió llamar a la policía por el hostigamiento que recibía y el acusado huyo al presenciar a los efectivos. 
   Una vez firme deberá cumplir la pena en una cárcel de la Capital provincial. En tal sentido se informó que Sergio Antonio Romero, alias “Pulga”, fue condenado bajo el artículo 239 del código penal y además el juez Darío Ortiz lo declaró reincidente, basado en el artículo 50 del Código Penal. 
Considera que son reiteradas las denuncias en su contra por parte de su ex pareja, quien se separó por violencia de género.
Desde el portal TN Goya destacaron que “nuestro cronista pudo saber que fueron dos hechos los que fueron llevados a debate acusándolo de ‘desobediencia’, en el primero donde no se pudo acreditar su culpabilidad, y fue absuelto”. 
En tanto el último, ocurrido en agosto del 2018, hubo elementos probatorios suficiente, no sólo el relato de quien era atormentada por Romero, además testigos y uniformados quienes acudieron de forma inmediata ante el desesperado pedido de auxilio por vía telefónica. 
Romero se acercó hasta la casa de su ex pareja y ejerció maltrato incluso en presencia de una menor que tienen en común, se desplazaba en un automóvil y hasta habría intentado chocarla, explicaron. 
La situación violenta fue vista por testigos y hasta quienes se acercaron ante el llamado a la guardia de la comisaría Tercera, cuyo comisario dispuso una custodia por varias horas ante la situación. 
Según describieron fueron cuatro los hechos denunciados en su contra, de los cuales tres fueron por violencia de género, en tanto, la primera condena fue por lesiones gravísimas en un enfrentamiento con otra persona años atrás, cuya pena la cumplió en Unidad Penitenciaria de la ciudad de Corrientes. 

¿Te gustó la nota?
Comentarios
Logo

Violó perimetral por violencia de género y recibió una condena

El Juzgado de Instrucción N° 3 y Correccional de Goya condenó a la pena de 9 meses de prisión de cumplimiento efectivo a un sujeto acusado de violar una perimetral impuesta por violencia de género a su ex pareja. 
El hecho sucedió el 8 de agosto del 2018, cuando la víctima debió llamar a la policía por el hostigamiento que recibía y el acusado huyo al presenciar a los efectivos. 
   Una vez firme deberá cumplir la pena en una cárcel de la Capital provincial. En tal sentido se informó que Sergio Antonio Romero, alias “Pulga”, fue condenado bajo el artículo 239 del código penal y además el juez Darío Ortiz lo declaró reincidente, basado en el artículo 50 del Código Penal. 
Considera que son reiteradas las denuncias en su contra por parte de su ex pareja, quien se separó por violencia de género.
Desde el portal TN Goya destacaron que “nuestro cronista pudo saber que fueron dos hechos los que fueron llevados a debate acusándolo de ‘desobediencia’, en el primero donde no se pudo acreditar su culpabilidad, y fue absuelto”. 
En tanto el último, ocurrido en agosto del 2018, hubo elementos probatorios suficiente, no sólo el relato de quien era atormentada por Romero, además testigos y uniformados quienes acudieron de forma inmediata ante el desesperado pedido de auxilio por vía telefónica. 
Romero se acercó hasta la casa de su ex pareja y ejerció maltrato incluso en presencia de una menor que tienen en común, se desplazaba en un automóvil y hasta habría intentado chocarla, explicaron. 
La situación violenta fue vista por testigos y hasta quienes se acercaron ante el llamado a la guardia de la comisaría Tercera, cuyo comisario dispuso una custodia por varias horas ante la situación. 
Según describieron fueron cuatro los hechos denunciados en su contra, de los cuales tres fueron por violencia de género, en tanto, la primera condena fue por lesiones gravísimas en un enfrentamiento con otra persona años atrás, cuya pena la cumplió en Unidad Penitenciaria de la ciudad de Corrientes.