ellitoral.com.ar

Martes 12 de Noviembre de 2019 CORRIENTES33°Pronóstico Extendido clima_parcial

Dolar Compra: $57,75

Dolar Venta: $62,75

Receta de Quibebe

Si todavía no sabés qué cocinar para el almuerzo, el ellitoral.com.ar te muestra una opción ideal para este domingo. ¡Animate a preparar este rico plato!

imagen_1

Ingredientes:

Zapallo 1 kg 

Cebolla 2 medianas

Aceite de girasol

Queso cremoso 150 gr

Caldo de verduras 3 tazas

Harina de maíz

Azúcar 1 cucharada

Sal

Preparación:
El primer paso es pelar el zapallo y cortarlo en dados pequeños, dejarlo en un bol y reservar. Aparte, en una cacerola poner el caldo de verduras que deberá estar caliente, si está recién preparado, mejor. También se reserva.

Picar las cebollas en cubos y dorarlas con unas cinco cucharadas de aceite de girasol en una olla. Cuando la cebolla está bien cocinada agregar el zapallo y dejar que se cocine con el fuego bien bajito. De a poco incorporar el caldo que  reservado y caliente. Luego, agregar de a un cucharón por vez, esperando que el anterior se evapore, así hasta que se termine el caldo. Notarán que el zapallo empezará a ponerse cada vez más tierno hasta que se empieza a deshacer.

No hay que dejar de revolverlo, una espátula o una cuchara de madera serán óptimas para tal tarea, hasta que la preparación empiece a quedar lo más homogénea que se pueda. Si quedan grumos se puede usar un pisapapas para terminar de deshacer los cubos de zapallo. Si se quiere obtener una preparación más texturada sólo será necesario no pisar tanto los cubos de zapallo, dejarlos más enteros.

Una vez que se logra la textura deseada hay que agregar en forma de lluvia harina de maíz fresca. Si no consiguen fresca se puede usar polenta para sustituirla. La cantidad dependerá de la consistencia final que se desea tener, algunos recomiendan una taza, otros no más de tres cucharadas, en el primer caso quedará más parecida a una polenta con mucho gusto a calabaza, en el segundo la preparación será mucho más liviana. Mientras se agrega la harina de maíz es importante que lo hagamos en forma de lluvia y que revolvamos constantemente hasta que quede completamente incorporada, de esta manera no se formarán grumos.

Para ir terminar se corta el queso cremoso en cubos y se lo incorpora a la preparación revolviendo un poco más. Si desean, podrán agregar antes del queso una cucharada de manteca y a servir.

¿Te gustó la nota?
Comentarios
Logo

Receta de Quibebe

Si todavía no sabés qué cocinar para el almuerzo, el ellitoral.com.ar te muestra una opción ideal para este domingo. ¡Animate a preparar este rico plato!

Ingredientes:

Zapallo 1 kg 

Cebolla 2 medianas

Aceite de girasol

Queso cremoso 150 gr

Caldo de verduras 3 tazas

Harina de maíz

Azúcar 1 cucharada

Sal

Preparación:
El primer paso es pelar el zapallo y cortarlo en dados pequeños, dejarlo en un bol y reservar. Aparte, en una cacerola poner el caldo de verduras que deberá estar caliente, si está recién preparado, mejor. También se reserva.

Picar las cebollas en cubos y dorarlas con unas cinco cucharadas de aceite de girasol en una olla. Cuando la cebolla está bien cocinada agregar el zapallo y dejar que se cocine con el fuego bien bajito. De a poco incorporar el caldo que  reservado y caliente. Luego, agregar de a un cucharón por vez, esperando que el anterior se evapore, así hasta que se termine el caldo. Notarán que el zapallo empezará a ponerse cada vez más tierno hasta que se empieza a deshacer.

No hay que dejar de revolverlo, una espátula o una cuchara de madera serán óptimas para tal tarea, hasta que la preparación empiece a quedar lo más homogénea que se pueda. Si quedan grumos se puede usar un pisapapas para terminar de deshacer los cubos de zapallo. Si se quiere obtener una preparación más texturada sólo será necesario no pisar tanto los cubos de zapallo, dejarlos más enteros.

Una vez que se logra la textura deseada hay que agregar en forma de lluvia harina de maíz fresca. Si no consiguen fresca se puede usar polenta para sustituirla. La cantidad dependerá de la consistencia final que se desea tener, algunos recomiendan una taza, otros no más de tres cucharadas, en el primer caso quedará más parecida a una polenta con mucho gusto a calabaza, en el segundo la preparación será mucho más liviana. Mientras se agrega la harina de maíz es importante que lo hagamos en forma de lluvia y que revolvamos constantemente hasta que quede completamente incorporada, de esta manera no se formarán grumos.

Para ir terminar se corta el queso cremoso en cubos y se lo incorpora a la preparación revolviendo un poco más. Si desean, podrán agregar antes del queso una cucharada de manteca y a servir.