ellitoral.com.ar

Viernes 22de Noviembre de 2019CORRIENTES31°Pronóstico Extendidoclima_parcial

Dolar Compra:$57,50

Dolar Venta:$62,50

TENIS | ARG-ESP:

La primavera llegó y la ciudad cuenta con 1.770 árboles nuevos entre ellos 182 lapachos

Desde la Dirección de Arbolado Urbano destacaron a El Litoral la importancia del respeto por la cultura paisajista y que avanzan con la forestación ordenada, sistemática y a futuro. Además apuestan a la creación de un cordón de ejemplares  amarillos en la zona del parque Cambá Cuá, dando continuidad al rosado existente.
 

imagen_0
imagen_1

Ante la llegada de la primavera caracterizada por la majestuosidad y belleza de los lapachos en flor, que caracterizan nuestro paisaje urbano en esta época del año, desde la Dirección de Arbolado Urbano informaron a El Litoral que en lo que va del año plantaron 1.770 árboles, de los cuales 182 son lapachos, casi duplicando los 104 del año pasado.
Desde el área tienden a la forestación de la ciudad, pero de acuerdo a los espacios verdes dispuestos para la instalación de las especies y la protección de los árboles nativos. 
Celebrando el inicio de la  primavera, El Litoral consultó sobre la cantidad de árboles plantados en lo que va del año a la directora General de Arbolado Urbano de la Comuna, Natalia Falcón, quien dijo que “contamos en la ciudad con 1.770 árboles autóctonos nuevos, de los cuales 182 son lapachos, cifra que casi hemos duplicado en comparación con el año pasado donde se plantaron 104 ejemplares”.
“Nosotros respetamos la cultura paisajística que tiene nuestra ciudad y que la hace única. Cuando uno se pone a observar detenidamente, se puede visualizar que hay diseños con  árboles establecidos, por ejemplo en la costanera, cuando pasás el puente General Manuel Belgrano, predominan  los lapachos rosados y ahora nuestra intención es continuar con ese paisaje formando un cordón amarillo, por eso ya plantamos lapachos amarillos en la parte central del parque Cambá Cuá  y ahora estamos trabajando con los vecinos de la zona para que ellos planten lapachillos de color amarillo, dado lo angosto de las veredas”.
“Hay diferencia entre estos ejemplares que deben tomarse en cuenta, porque no sólo hay que promover un arbolado ordenado sistemáticamente, sino también una plantación a futuro. El lapacho tiene un porte de 15 a 20 metros de altura, con diámetro de 30 centímetros y una flor mucho más grande que el lapachillo que también es hermosa, pero difiere considerablemente en su tamaño. Este ejemplar mide entre 2 y 10 metros y tiene un tronco de 20 centímetros”.

Colores
Y si bien en la ciudad los lapachos en flor rosados son los que más predominan y embellecen los espacios públicos, la directora del área de arbolado explicó que “además de los ejemplares de color rosáceos que se encuentran diseminados no sólo en el casco céntrico, sino también en muchas barriadas, en costanera existen dos o tres ejemplares blancos, los cuales tienen su peculiaridad ya que estos surgen de una mutación del gen, es decir, hay uno de cada 10.000 árboles de esta especie”.
Y prosiguió explicando que “la única manera de propagar estos árboles es mediante un injerto, el lapacho blanco es un albinismo del lapacho rosado, sólo se reproduce de gajos. Pero esta propagación  no se realiza en el vivero municipal, se conoce la práctica pero todavía no la llevamos a cabo, pero la posibilidad de hacerlo siempre está presente”.
Y en cuanto a los lapachos violetas, Falcón aclaró que “hay mucha confusión, esta especie solo se conoce en rosado, blancos y amarillo, pero lo que sí hay son jacarandás violetas, que tienen una flor particular de color azul violácea”.
Ejemplares
Y si bien desde la Comuna se insta a la plantación de árboles autóctonos, que provienen en forma gratuita del Vivero Municipal y llegan a los vecinos mediante diferentes acciones que se implementan en las barriadas, la funcionaria comunal explicó que muchos vecinos sólo piden los ejemplares de lapachos dado su belleza y majestuosidad, pero que lo hacen, en algunas oportunidades, desconociendo lo que esta especie requiere.
Y en este contexto, explicó que los vecinos que quieran plantar un árbol nativo, entre los cuales se encuentran los lapachos, deben comunicarse a la línea gratuita de la Municipalidad 0800-555-6864 para solicitar el arbolito para que luego el personal del área determine qué ejemplar debería plantarse en el lugar, que no siempre termina siendo la especie solicitada. “Un lapacho requiere una distancia de tres metros y medio como mínimo, entre la calle y la vereda. Y por esta razón nosotros insistimos en que se debe tender a una plantación a futuro, porque son árboles majestuosos y su copa debe poder crecer. En Santa Catalina, por ejemplo, se plantó esta especie dado el espacio que hay en el lugar”.
“Hay que forestar la ciudad y comenzar a dejar de lado la poda, pero para eso es necesario plantar árboles en los lugares adecuados. Nosotros estamos avanzando en diferentes zonas de la ciudad, donde en una cuadra plantamos una especie determinada y en la siguiente  la misma pero de otro color ordenando el arbolado que predominará en zona considerando los espacios, el porte del ejemplar y pensando siempre en futuro” y agregó que “las tareas de despejamiento de luminarias y de calzada es una tarea constante que realiza el Municipio, pero suceden, porque las especies plantadas no correspondían al espacio que se les concedió”.
Por último, Falcón remarcó que “hay que instar a la forestación en la ciudad y tener presente que la poda no es necesaria, si elegimos un árbol adecuado en el lugar correcto”.

¿Te gustó la nota?
Comentarios
Logo

La primavera llegó y la ciudad cuenta con 1.770 árboles nuevos entre ellos 182 lapachos

Desde la Dirección de Arbolado Urbano destacaron a El Litoral la importancia del respeto por la cultura paisajista y que avanzan con la forestación ordenada, sistemática y a futuro. Además apuestan a la creación de un cordón de ejemplares  amarillos en la zona del parque Cambá Cuá, dando continuidad al rosado existente.
 

Ante la llegada de la primavera caracterizada por la majestuosidad y belleza de los lapachos en flor, que caracterizan nuestro paisaje urbano en esta época del año, desde la Dirección de Arbolado Urbano informaron a El Litoral que en lo que va del año plantaron 1.770 árboles, de los cuales 182 son lapachos, casi duplicando los 104 del año pasado.
Desde el área tienden a la forestación de la ciudad, pero de acuerdo a los espacios verdes dispuestos para la instalación de las especies y la protección de los árboles nativos. 
Celebrando el inicio de la  primavera, El Litoral consultó sobre la cantidad de árboles plantados en lo que va del año a la directora General de Arbolado Urbano de la Comuna, Natalia Falcón, quien dijo que “contamos en la ciudad con 1.770 árboles autóctonos nuevos, de los cuales 182 son lapachos, cifra que casi hemos duplicado en comparación con el año pasado donde se plantaron 104 ejemplares”.
“Nosotros respetamos la cultura paisajística que tiene nuestra ciudad y que la hace única. Cuando uno se pone a observar detenidamente, se puede visualizar que hay diseños con  árboles establecidos, por ejemplo en la costanera, cuando pasás el puente General Manuel Belgrano, predominan  los lapachos rosados y ahora nuestra intención es continuar con ese paisaje formando un cordón amarillo, por eso ya plantamos lapachos amarillos en la parte central del parque Cambá Cuá  y ahora estamos trabajando con los vecinos de la zona para que ellos planten lapachillos de color amarillo, dado lo angosto de las veredas”.
“Hay diferencia entre estos ejemplares que deben tomarse en cuenta, porque no sólo hay que promover un arbolado ordenado sistemáticamente, sino también una plantación a futuro. El lapacho tiene un porte de 15 a 20 metros de altura, con diámetro de 30 centímetros y una flor mucho más grande que el lapachillo que también es hermosa, pero difiere considerablemente en su tamaño. Este ejemplar mide entre 2 y 10 metros y tiene un tronco de 20 centímetros”.

Colores
Y si bien en la ciudad los lapachos en flor rosados son los que más predominan y embellecen los espacios públicos, la directora del área de arbolado explicó que “además de los ejemplares de color rosáceos que se encuentran diseminados no sólo en el casco céntrico, sino también en muchas barriadas, en costanera existen dos o tres ejemplares blancos, los cuales tienen su peculiaridad ya que estos surgen de una mutación del gen, es decir, hay uno de cada 10.000 árboles de esta especie”.
Y prosiguió explicando que “la única manera de propagar estos árboles es mediante un injerto, el lapacho blanco es un albinismo del lapacho rosado, sólo se reproduce de gajos. Pero esta propagación  no se realiza en el vivero municipal, se conoce la práctica pero todavía no la llevamos a cabo, pero la posibilidad de hacerlo siempre está presente”.
Y en cuanto a los lapachos violetas, Falcón aclaró que “hay mucha confusión, esta especie solo se conoce en rosado, blancos y amarillo, pero lo que sí hay son jacarandás violetas, que tienen una flor particular de color azul violácea”.
Ejemplares
Y si bien desde la Comuna se insta a la plantación de árboles autóctonos, que provienen en forma gratuita del Vivero Municipal y llegan a los vecinos mediante diferentes acciones que se implementan en las barriadas, la funcionaria comunal explicó que muchos vecinos sólo piden los ejemplares de lapachos dado su belleza y majestuosidad, pero que lo hacen, en algunas oportunidades, desconociendo lo que esta especie requiere.
Y en este contexto, explicó que los vecinos que quieran plantar un árbol nativo, entre los cuales se encuentran los lapachos, deben comunicarse a la línea gratuita de la Municipalidad 0800-555-6864 para solicitar el arbolito para que luego el personal del área determine qué ejemplar debería plantarse en el lugar, que no siempre termina siendo la especie solicitada. “Un lapacho requiere una distancia de tres metros y medio como mínimo, entre la calle y la vereda. Y por esta razón nosotros insistimos en que se debe tender a una plantación a futuro, porque son árboles majestuosos y su copa debe poder crecer. En Santa Catalina, por ejemplo, se plantó esta especie dado el espacio que hay en el lugar”.
“Hay que forestar la ciudad y comenzar a dejar de lado la poda, pero para eso es necesario plantar árboles en los lugares adecuados. Nosotros estamos avanzando en diferentes zonas de la ciudad, donde en una cuadra plantamos una especie determinada y en la siguiente  la misma pero de otro color ordenando el arbolado que predominará en zona considerando los espacios, el porte del ejemplar y pensando siempre en futuro” y agregó que “las tareas de despejamiento de luminarias y de calzada es una tarea constante que realiza el Municipio, pero suceden, porque las especies plantadas no correspondían al espacio que se les concedió”.
Por último, Falcón remarcó que “hay que instar a la forestación en la ciudad y tener presente que la poda no es necesaria, si elegimos un árbol adecuado en el lugar correcto”.