ellitoral.com.ar

Jueves 14de Noviembre de 2019CORRIENTES25°Pronóstico Extendidoclima_sol_noche

Dolar Compra:$57,75

Dolar Venta:$62,75

COPA ARGENTINA:

La prevención ante riesgos debe estar latente

imagen_0

Un comité de científicos organizó un protocolo de actuación ante catástrofes, que se actualiza regularmente y que fue delineado tras la tragedia de Cromañón, ocurrida en el 2004 cuando un incendio que se produjo en medio de un recital de Callejeros provocó uno de los mayores desastres no naturales de país con un total de 194 fallecidos y miles de heridos.
En el marco del Congreso Argentino de Quemaduras, que se llevó a cabo en la ciudad, los lineamientos teóricos fueron trazados, pero los expertos destacan la necesidad de mantener latente los sistemas de prevención y respuesta.
Al respecto, el especialista en quemados y ex presidente de la Asociación Argentina de Quemaduras y actual jefe del servicio de Plástica, Jorge Gallardo, expresó a El Litoral: “En prevención uno habla de formación y conocimiento, pero este debe perdurar en el tiempo. Por ejemplo, si vas a Mendoza, te vas a encontrar con una ciudad inmensa, con plazas de dos manzanas, que son tremendos playones muy bien cuidados; sin embargo, pocos saben que esto fue diseñado para un potencial plan de evacuación de terremoto”.
De hecho, agregó, que años atrás se planificó un cronograma de evacuación, dividido en zonas y plazas. “Pocos saben de esto. Este conocimiento se ha perdido en el saber popular, lo que se denomina memoria histórica y eso significa que si enfrentamos una situación de estas características, la gente va a estar menos preparada”, dijo el especialista.
Dicho esto, destacó que el sistema sanitario debe elaborar planes de respuesta escalonada, pero a su vez la población en general debe capacitarse para tener un accionar acorde. “Todos se deben preparar para las situaciones de emergencia”, consideró Gallardo.

¿Te gustó la nota?
Comentarios
Logo

La prevención ante riesgos debe estar latente

Un comité de científicos organizó un protocolo de actuación ante catástrofes, que se actualiza regularmente y que fue delineado tras la tragedia de Cromañón, ocurrida en el 2004 cuando un incendio que se produjo en medio de un recital de Callejeros provocó uno de los mayores desastres no naturales de país con un total de 194 fallecidos y miles de heridos.
En el marco del Congreso Argentino de Quemaduras, que se llevó a cabo en la ciudad, los lineamientos teóricos fueron trazados, pero los expertos destacan la necesidad de mantener latente los sistemas de prevención y respuesta.
Al respecto, el especialista en quemados y ex presidente de la Asociación Argentina de Quemaduras y actual jefe del servicio de Plástica, Jorge Gallardo, expresó a El Litoral: “En prevención uno habla de formación y conocimiento, pero este debe perdurar en el tiempo. Por ejemplo, si vas a Mendoza, te vas a encontrar con una ciudad inmensa, con plazas de dos manzanas, que son tremendos playones muy bien cuidados; sin embargo, pocos saben que esto fue diseñado para un potencial plan de evacuación de terremoto”.
De hecho, agregó, que años atrás se planificó un cronograma de evacuación, dividido en zonas y plazas. “Pocos saben de esto. Este conocimiento se ha perdido en el saber popular, lo que se denomina memoria histórica y eso significa que si enfrentamos una situación de estas características, la gente va a estar menos preparada”, dijo el especialista.
Dicho esto, destacó que el sistema sanitario debe elaborar planes de respuesta escalonada, pero a su vez la población en general debe capacitarse para tener un accionar acorde. “Todos se deben preparar para las situaciones de emergencia”, consideró Gallardo.