ellitoral.com.ar

Domingo 22 de Septiembre de 2019 CORRIENTES24°Pronóstico Extendido clima_sol

Dolar Compra: $55,00

Dolar Venta: $58,50

Advierten que la suba del dólar tendrá su impacto en góndolas de almacén y limpieza

Los proveedores anunciaron a los supermercadistas que modificarán las listas de precios en los próximos días. Si bien todavía no recibieron porcentajes concretos, los aumentos serán inminentes.
 

imagen_1

La minicorrida cambiaria del dólar, que llegó a un pico histórico de $44 y que cerró ayer en $42,26, una vez más impactará en las góndolas.  Es que los proveedores anunciaron que modificarán las listas de precios y, por consiguiente, los supermercadistas se preparan para una remarcación.
“Los proveedores nos han anticipado que habrá una variación de los precios. Siempre que hay una escalada del dólar empiezan a modificar sus listas, acompañando la inflación. Todavía no tenemos porcentajes pero sabemos que en breve nos comunicarán, pero en general afectan a los productos de limpieza, de almacén, perfumería y desayuno”, expresó a El Litoral el gerente general del supermercado Impulso, Raúl Rogido.
Cabe destacar que dentro del rubro almacén se encuentran los productos alimenticios no perecederos.
En tanto que Mario, el encargado de una despensa barrial, contó: “Sólo un proveedor nos dijo que la semana que viene los productos comestibles tendrán nuevos precios. Esperamos que el porcentaje de incremento no sea alto porque el consumo se encuentra bastante frenado”.
Por lo pronto, el recambio de los precios se podría concretar (en los próximos días) en las góndolas de mercadería, limpieza y perfumería. En este sentido, los supermercadistas explicaron que muchas empresas ya tenían previsto modificar los importes, como en el caso de la yerba, cuya suba está planificada para abril, pero ante el nuevo escenario financiero se preparan para adelantar esos aumentos. 
“Muchas empresas tenían las nuevas listas de precios en espera, no sacaban porque el consumo está muy retraído”, precisó Rogido.
En este escenario, la incertidumbre se hace sentir en los negocios, sobre todo porque la constante suba de los precios contrajo el consumo y durante todo el 2018 las ventas decayeron en importantes niveles. “Nosotros todavía no recibimos anuncios de cambios en los precios. Esperamos que esto no suceda”, indicó al respecto Marcelo Soto, gerente del Súper de la Previsora.

Consumo
“Estamos preocupados porque en un mercado con una elevada carga impositiva, cuando cae el consumo de alimentos es un parámetro de que lo demás descenderá con mayor fluidez. La ecuación es simple: si baja la venta de comida (que son productos de primera necesidad) seguramente caerá el consumo en general. Esto genera un estado de alerta constante”, explicó días atrás Enrique Collantes, presidente de la Asociación de la Producción, Industria y Comercio de Corrientes (Apicc).
En esa misma línea, los supermercadistas consultados coincidieron en que hubo un marcado descenso del consumo y que por ese motivo, pese a las remarcaciones, seguirán apostando a las ofertas especiales para hacer frente a la caída de las ventas. 
“El consumo viene muy flojo, no repunta y tampoco tenemos expectativas. Viene muy golpeado, sobre todo cuando se viene un cambio de los precios como ocurrió la semana pasada con la carne”, expuso Raúl Rogido.
Subas
Más allá de la última corrida cambiaria, la canasta básica de alimentos de este mes ya acusaba incrementos en comparación con diciembre. Concretamente, se registró un alza que rondaba el 17%, de acuerdo a sondeos que realiza este matutino en supermercados de la ciudad.
Algunos productos tuvieron subas que llegan al 30%, como fue el caso del pack de galletitas, y un 10% en el caso de productos como fideos o aceite. 
Es decir que dicha diferencia de precios se podría agrandar en las próximas semanas.
De hecho, algunos productos lácteos tuvieron constantes subas de precios. En este sentido, desde el sector explicaron que los aumentos responden a problemas de faltantes de leche que sucedieron como consecuencia de las inundaciones.
Para cerrar, en un contexto de continuas subas de los precios y posibles nuevos incrementos, desde los supermercados indicaron que sostendrán e intensificarán las ofertas con el propósito de mantener la demanda.

¿Te gustó la nota?
Comentarios
Logo

Advierten que la suba del dólar tendrá su impacto en góndolas de almacén y limpieza

Los proveedores anunciaron a los supermercadistas que modificarán las listas de precios en los próximos días. Si bien todavía no recibieron porcentajes concretos, los aumentos serán inminentes.
 

La minicorrida cambiaria del dólar, que llegó a un pico histórico de $44 y que cerró ayer en $42,26, una vez más impactará en las góndolas.  Es que los proveedores anunciaron que modificarán las listas de precios y, por consiguiente, los supermercadistas se preparan para una remarcación.
“Los proveedores nos han anticipado que habrá una variación de los precios. Siempre que hay una escalada del dólar empiezan a modificar sus listas, acompañando la inflación. Todavía no tenemos porcentajes pero sabemos que en breve nos comunicarán, pero en general afectan a los productos de limpieza, de almacén, perfumería y desayuno”, expresó a El Litoral el gerente general del supermercado Impulso, Raúl Rogido.
Cabe destacar que dentro del rubro almacén se encuentran los productos alimenticios no perecederos.
En tanto que Mario, el encargado de una despensa barrial, contó: “Sólo un proveedor nos dijo que la semana que viene los productos comestibles tendrán nuevos precios. Esperamos que el porcentaje de incremento no sea alto porque el consumo se encuentra bastante frenado”.
Por lo pronto, el recambio de los precios se podría concretar (en los próximos días) en las góndolas de mercadería, limpieza y perfumería. En este sentido, los supermercadistas explicaron que muchas empresas ya tenían previsto modificar los importes, como en el caso de la yerba, cuya suba está planificada para abril, pero ante el nuevo escenario financiero se preparan para adelantar esos aumentos. 
“Muchas empresas tenían las nuevas listas de precios en espera, no sacaban porque el consumo está muy retraído”, precisó Rogido.
En este escenario, la incertidumbre se hace sentir en los negocios, sobre todo porque la constante suba de los precios contrajo el consumo y durante todo el 2018 las ventas decayeron en importantes niveles. “Nosotros todavía no recibimos anuncios de cambios en los precios. Esperamos que esto no suceda”, indicó al respecto Marcelo Soto, gerente del Súper de la Previsora.

Consumo
“Estamos preocupados porque en un mercado con una elevada carga impositiva, cuando cae el consumo de alimentos es un parámetro de que lo demás descenderá con mayor fluidez. La ecuación es simple: si baja la venta de comida (que son productos de primera necesidad) seguramente caerá el consumo en general. Esto genera un estado de alerta constante”, explicó días atrás Enrique Collantes, presidente de la Asociación de la Producción, Industria y Comercio de Corrientes (Apicc).
En esa misma línea, los supermercadistas consultados coincidieron en que hubo un marcado descenso del consumo y que por ese motivo, pese a las remarcaciones, seguirán apostando a las ofertas especiales para hacer frente a la caída de las ventas. 
“El consumo viene muy flojo, no repunta y tampoco tenemos expectativas. Viene muy golpeado, sobre todo cuando se viene un cambio de los precios como ocurrió la semana pasada con la carne”, expuso Raúl Rogido.
Subas
Más allá de la última corrida cambiaria, la canasta básica de alimentos de este mes ya acusaba incrementos en comparación con diciembre. Concretamente, se registró un alza que rondaba el 17%, de acuerdo a sondeos que realiza este matutino en supermercados de la ciudad.
Algunos productos tuvieron subas que llegan al 30%, como fue el caso del pack de galletitas, y un 10% en el caso de productos como fideos o aceite. 
Es decir que dicha diferencia de precios se podría agrandar en las próximas semanas.
De hecho, algunos productos lácteos tuvieron constantes subas de precios. En este sentido, desde el sector explicaron que los aumentos responden a problemas de faltantes de leche que sucedieron como consecuencia de las inundaciones.
Para cerrar, en un contexto de continuas subas de los precios y posibles nuevos incrementos, desde los supermercados indicaron que sostendrán e intensificarán las ofertas con el propósito de mantener la demanda.