Viernes 24de Mayo de 2024CORRIENTES13°Pronóstico Extendido

Dolar Compra:$869,5

Dolar Venta:$909,5

Viernes 24de Mayo de 2024CORRIENTES13°Pronóstico Extendido

Dolar Compra:$869,5

Dolar Venta:$909,5

/Ellitoral.com.ar/ Ciencia & Tecnología

Un nuevo felino apareció en una estancia correntina y lo registraron con cámaras trampa

La primera vez fue hallado en el interior de un gallinero cercano a las viviendas.

Presentaron los primeros ocho registros documentados de la especie margay Leopardus wiedii en la provincia de Corrientes, obtenidos entre 2012 y 2019. Es un pequeño félido que se distribuye desde México hasta norte de Uruguay.

De acuerdo con esta investigación publicada en la revista Facena, Argentina contaba con registros solo en las provincias de Salta, Jujuy y Misiones. Aunque había sido mencionado nominalmente para la provincia de Corrientes, no existían evidencias de su presencia. 

Los registros se efectuaron en predios del Establecimiento Las Marías, situado 7 km al suroeste de la ciudad de Gobernador Virasoro. En los predios de la empresa, que totalizan 30.000 hectáreas, existen cultivos de yerba mate (Ilex paraguariensis), té (Camellia sinensis), forestaciones de pinos (Pinus  spp.) y eucaliptos (Eucalyptus spp.) y sectores de pastizales naturales destinados a la ganadería.

El primer registro de L. wiedii se obtuvo de manera fortuita, cuando un individuo fue hallado en el interior de un gallinero cercano a las viviendas del Establecimiento. Había ingresado dos noches consecutivas, matando a las nueve gallinas presentes, aunque apenas se alimentó de alguna, limitándose a lamer la sangre de las otras.

Por esto, los investigadores señalaron que los casos de depredación de aves de corral por esta especie son bien conocidos, y las cacerías en represalia por estos ataques pueden constituir una seria amenaza para la subsistencia de ésta y otras especies de félidos. 

La  identificación de los individuos fotografiados se basó en las siguientes características: pelaje manchado, con largas manchas negras y rosetas de formas variadas, frecuentemente alargadas, con centro pardo-ocre, a los lados del cuerpo, a veces unidas formando bandas longitudinales. Rinario oscuro. Cola larga y gruesa, con una longitud superior al 70 % de la longitud de la cabeza y el cuerpo, más larga que la de otros gatos del género Leopardus.

El equipo de esta investigación aclaró que la única especie presente en el área que se asemeja a L. wiedii es el ocelote L. pardalis, pero es más pesado (11-16 kg vs. 2,3-4,9 kg), tiene mayor longitud corporal (70-100 cm vs. 53-79 cm), y su cola no es tan larga ni gruesa en relación con su cuerpo.

Estas imágenes son algunos de los registros fotográficos de L. wiedii en Las Marías, Corrientes. A. El primer margay registrado, encontrado en un gallinero. Nótese la cola larga y gruesa, y las manchas características de la especie. B. El cuarto registro corresponde a este individuo, fotografiado a su paso junto a la cámara. C. El sexto individuo, fotografiado en un rodal de bosque nativo. D. El último margay fotografiado, mientras cazaba en la hierba de un camino interior de una plantación de pinos. (Fotos: A. José L. Anchetti; B, C, D, Mario Chatellenaz).

Mediante fototrampeo, se obtuvieron 24 fotografías de L. wiedii, pero solo siete se consideraron como registros independientes. Una de ellas fue en horario crepuscular, y las restantes seis en horario nocturno. 

Estos hallazgos permiten adicionar a L. wiedii al ensamble de carnívoros de Corrientes, y extienden su distribución 65 km al sur de la localidad más próxima conocida en Misiones, constituyendo así los registros más meridionales conocidos en Argentina.

La investigación fue realizada por Mario L. Chatellenaz, Elba M. Zaracho, José L. Anchetti, María G. Villordo y Alejandro G. Azcarate.

¿Te gustó la nota?

Ocurrió un error