ellitoral.com.ar

Viernes 22de Noviembre de 2019CORRIENTES29°Pronóstico Extendidoclima_parcial

Dolar Compra:$57,50

Dolar Venta:$62,50

La UTA local decidió suspender el paro de colectivos anunciado para hoy y mañana

El gremio no se plegó a la medida convocada a nivel nacional obligado por el proceso preventivo de crisis iniciado por las empresas. Desde la Subsecretaría de Trabajo advirtieron que sería “ilegal”, ya que en este proceso la legislación establece una excepción al derecho a huelga.
 

imagen_1

Pese al paro en el servicio de transporte público de pasajeros convocado por la UTA nacional para hoy y mañana, desde el gremio local confirmaron a El Litoral que no acatarán la medida de fuerza y que el servicio se prestará con normalidad, dado que están bajo el procedimiento preventivo de crisis, por lo que un paro sería ilegal en estas circunstancias.
Tras el fracaso de la conciliación obligatoria nacional, por el cual se ratificó la medida de fuerza por 48 horas a nivel país en reclamo del 20% de aumento y un pago de 16 mil pesos en tres cuotas, el gremio local se mantuvo en silencio por largas horas, actitud que había adoptado en la última medida de fuerza nacional y a la cual posteriormente se adhirieron. Por esto y por el claro mensaje de los últimos días, en el que pregonaban su adhesión total a las decisiones nacionales, todo indicaba que los colectivos no circularían hoy y mañana.
Pero en este contexto de incertidumbre y mientras todos los medios confirmaban un paro local, El Litoral consultó al subsecretario de Trabajo, Jorge Rivolta, quien indicó que “en el artículo 104 de la ley 24.013 establece que estando abierto el periodo de negociación en el procedimiento de crisis, el sindicato no puede realizar un paro” y agregó que “si bien es legal la convocatoria, este artículo establece una excepción al derecho de huelga que tienen los trabajadores, como también sucede en Entre Ríos, quienes no pueden sumarse a la medida de fuerza”.
Cabe señalar que ante este panorama, no iban a circular los colectivos urbanos y de media distancia, mientras que el servicio Chaco-Corrientes podía hacerlo con normalidad.
Y mientras las horas transcurrían sin noticias gremiales sobre el tema, El Litoral también dialogó con el secretario de Movilidad Urbana, Jorge Sladek, quien comentó que se estaban manteniendo reuniones para evitar la medida de fuerza.

Rectificación
Promediando las 21, El Litoral concurrió a la sede de la UTA, donde la junta directiva estaba llevando adelante una reunión para definir la adhesión o no a la medida de fuerza. 
A simple vista parecía que no había nadie, pero el murmullo que reinaba en uno de los salones se escuchaba desde afuera y, frente a esto y tras varios minutos, El Litoral logró que confirmaran que la medida no se llevaría a cabo ante el proceso de crisis presentado. Además, los trabajadores ratificaron la situación y los choferes consultados también. El lunes se reanudará la instancia del proceso convocado por las firmas. 

¿Te gustó la nota?

Se produjeron importantes demoras en el puente

Una protesta llevada a cabo por movimientos sociales generó demoras ayer sobre el puente General Manuel Belgrano, por lo que el tránsito se vio comprometido desde la Ruta Nacional 16 y la avenida San Martín hasta las cabinas del peaje.

Comentarios
Logo

La UTA local decidió suspender el paro de colectivos anunciado para hoy y mañana

El gremio no se plegó a la medida convocada a nivel nacional obligado por el proceso preventivo de crisis iniciado por las empresas. Desde la Subsecretaría de Trabajo advirtieron que sería “ilegal”, ya que en este proceso la legislación establece una excepción al derecho a huelga.
 

Pese al paro en el servicio de transporte público de pasajeros convocado por la UTA nacional para hoy y mañana, desde el gremio local confirmaron a El Litoral que no acatarán la medida de fuerza y que el servicio se prestará con normalidad, dado que están bajo el procedimiento preventivo de crisis, por lo que un paro sería ilegal en estas circunstancias.
Tras el fracaso de la conciliación obligatoria nacional, por el cual se ratificó la medida de fuerza por 48 horas a nivel país en reclamo del 20% de aumento y un pago de 16 mil pesos en tres cuotas, el gremio local se mantuvo en silencio por largas horas, actitud que había adoptado en la última medida de fuerza nacional y a la cual posteriormente se adhirieron. Por esto y por el claro mensaje de los últimos días, en el que pregonaban su adhesión total a las decisiones nacionales, todo indicaba que los colectivos no circularían hoy y mañana.
Pero en este contexto de incertidumbre y mientras todos los medios confirmaban un paro local, El Litoral consultó al subsecretario de Trabajo, Jorge Rivolta, quien indicó que “en el artículo 104 de la ley 24.013 establece que estando abierto el periodo de negociación en el procedimiento de crisis, el sindicato no puede realizar un paro” y agregó que “si bien es legal la convocatoria, este artículo establece una excepción al derecho de huelga que tienen los trabajadores, como también sucede en Entre Ríos, quienes no pueden sumarse a la medida de fuerza”.
Cabe señalar que ante este panorama, no iban a circular los colectivos urbanos y de media distancia, mientras que el servicio Chaco-Corrientes podía hacerlo con normalidad.
Y mientras las horas transcurrían sin noticias gremiales sobre el tema, El Litoral también dialogó con el secretario de Movilidad Urbana, Jorge Sladek, quien comentó que se estaban manteniendo reuniones para evitar la medida de fuerza.

Rectificación
Promediando las 21, El Litoral concurrió a la sede de la UTA, donde la junta directiva estaba llevando adelante una reunión para definir la adhesión o no a la medida de fuerza. 
A simple vista parecía que no había nadie, pero el murmullo que reinaba en uno de los salones se escuchaba desde afuera y, frente a esto y tras varios minutos, El Litoral logró que confirmaran que la medida no se llevaría a cabo ante el proceso de crisis presentado. Además, los trabajadores ratificaron la situación y los choferes consultados también. El lunes se reanudará la instancia del proceso convocado por las firmas.