Me siento frustrado
ellitoral.com.ar

Sabado 20 de Octubre de 2018 CORRIENTES20°Pronóstico Extendido clima_parcial_noche

Dolar Compra: $35,70

Dolar Venta: $37,50

Me siento frustrado

Porqué vivimos con la sensación permanente de insatisfacción. La importancia 
de la alegría y de celebrar nuestros logros. 
 

Por Bernardo Stamateas
Colaboración Especial

 ¿Podrías decir que sos una persona feliz con lo que sos y lo que tenés? El político británico William Gladstone dijo sabiamente que si somos generosos con lo que somos y tenemos, nunca tendremos que buscar la felicidad. ¿Por qué hay tanta gente que se siente frustrada hoy en día? Porque muchos viven con una sensación constante de insatisfacción en su presente. 
Más allá de las dificultades que cada uno pueda enfrentar, si no disfrutamos el presente, no podremos darnos cuenta de lo mejor que hemos vivido cada día. Tenemos que disfrutar nuestro hoy, tal y como es. Un señor estaba volando en un avión y le dijo a su copiloto: “¿Ves ese lago que está ahí abajo?”. “Sí”. “Cuando yo era chico, pescaba en ese lago y cada vez que pasaba un avión miraba hacia arriba y decía: Me gustaría estar en ese avión. Pero ahora que estoy en el avión, me gustaría estar en el lago pescando”. Hay gente que no puede disfrutar ningún momento de su vida porque, cuando está en el lago, quiere el avión; y cuando está en el avión, quiere el lago. En el fondo, quien no puede disfrutar de nada ha vivido por lo general, una frustración en su pasado. 

Los logros
Cuando vos no pudiste viajar, o no te pudiste comprar algo que anhelabas, en muchas ocasiones se genera una frustración que quedó marcada en tu infancia y es lo que te lleva a no poder disfrutar de todo lo bueno que la vida te brinda hoy. Y cuando una persona está frustrada, todo lo frustra. 
En alguna oportunidad les he preguntado a algunas personas: “¿Qué cosas te frustran?” Algunos dicen: “Estoy frustrado porque no pude tener un hijo, o porque no pude estudiar la carrera que quería”. “Perfecto, esa es una frustración normal pero hay otras cosas que sí lograste, ¿cuáles?”. “Bueno, no pude tener un hijo, o estudiar, pero puedo viajar y tengo una carrera exitosa”. Necesitamos aprender a ver con qué otras cosas sí fuimos bendecidos. 
Lo que sea que hayas logrado en la vida celebralo porque, si te permanecés en la frustración, en lo que no lograste, nunca disfrutarás de lo mejor que la vida te da. Aceptá esa frustración. Tal vez la vida te dé la revancha… o tal vez, no. Si no hay revancha, saldalo diciendo: “No logré esto pero logré aquello y voy camino hacia adelante”. 

Lo que nos hace feliz
Se hizo un estudio en los Estados Unidos, para establecer cuantas cosas se necesitan para ser plenamente feliz. Le preguntaron a la gente y cada uno nombró una o dos cosas. El estudio se repitió 70 años después y se le volvió a preguntar lo mismo a la gente: “¿Cuántas cosas necesitás para ser feliz?”. Esta vez, todos nombraron cientos de cosas. ¿Por qué aumentó la lista? Porque, como dijimos, si no aprendemos a estar agradecidos con lo que tenemos hoy, en nuestro presente y nuestro mañana habrá desdicha. 
Podemos escoger estar tan contentos conduciendo un Mercedes Benz como conduciendo un Fitito. Porque el objetivo es que seamos capaces de trasladarnos de un lugar a otro. ¿Sabías que la palabra contento en griego es arkeo y quiere decir “alegría”? Pero también quiere decir “fuerza”. Cuando vos y yo somos agradecidos por lo que tenemos, sea mucho o sea poco, nos volvemos fuertes para avanzar e ir por más y nada ni nadie nos puede detener ni quitar el sueño por el cual trabajamos cada día. 

¿Te gustó la nota?

Aclarando el panorama

Para manejar la frustración es importante definir los objetivos. Qué queremos en la vida, enfocarse en ello y saber que el error es parte del proceso. 
Si la experiencia de frustración está vinculada a los  objetivos, entonces hay que replantearlos.

Comentarios
Logo

Me siento frustrado

Porqué vivimos con la sensación permanente de insatisfacción. La importancia 
de la alegría y de celebrar nuestros logros. 
 

Por Bernardo Stamateas
Colaboración Especial

 ¿Podrías decir que sos una persona feliz con lo que sos y lo que tenés? El político británico William Gladstone dijo sabiamente que si somos generosos con lo que somos y tenemos, nunca tendremos que buscar la felicidad. ¿Por qué hay tanta gente que se siente frustrada hoy en día? Porque muchos viven con una sensación constante de insatisfacción en su presente. 
Más allá de las dificultades que cada uno pueda enfrentar, si no disfrutamos el presente, no podremos darnos cuenta de lo mejor que hemos vivido cada día. Tenemos que disfrutar nuestro hoy, tal y como es. Un señor estaba volando en un avión y le dijo a su copiloto: “¿Ves ese lago que está ahí abajo?”. “Sí”. “Cuando yo era chico, pescaba en ese lago y cada vez que pasaba un avión miraba hacia arriba y decía: Me gustaría estar en ese avión. Pero ahora que estoy en el avión, me gustaría estar en el lago pescando”. Hay gente que no puede disfrutar ningún momento de su vida porque, cuando está en el lago, quiere el avión; y cuando está en el avión, quiere el lago. En el fondo, quien no puede disfrutar de nada ha vivido por lo general, una frustración en su pasado. 

Los logros
Cuando vos no pudiste viajar, o no te pudiste comprar algo que anhelabas, en muchas ocasiones se genera una frustración que quedó marcada en tu infancia y es lo que te lleva a no poder disfrutar de todo lo bueno que la vida te brinda hoy. Y cuando una persona está frustrada, todo lo frustra. 
En alguna oportunidad les he preguntado a algunas personas: “¿Qué cosas te frustran?” Algunos dicen: “Estoy frustrado porque no pude tener un hijo, o porque no pude estudiar la carrera que quería”. “Perfecto, esa es una frustración normal pero hay otras cosas que sí lograste, ¿cuáles?”. “Bueno, no pude tener un hijo, o estudiar, pero puedo viajar y tengo una carrera exitosa”. Necesitamos aprender a ver con qué otras cosas sí fuimos bendecidos. 
Lo que sea que hayas logrado en la vida celebralo porque, si te permanecés en la frustración, en lo que no lograste, nunca disfrutarás de lo mejor que la vida te da. Aceptá esa frustración. Tal vez la vida te dé la revancha… o tal vez, no. Si no hay revancha, saldalo diciendo: “No logré esto pero logré aquello y voy camino hacia adelante”. 

Lo que nos hace feliz
Se hizo un estudio en los Estados Unidos, para establecer cuantas cosas se necesitan para ser plenamente feliz. Le preguntaron a la gente y cada uno nombró una o dos cosas. El estudio se repitió 70 años después y se le volvió a preguntar lo mismo a la gente: “¿Cuántas cosas necesitás para ser feliz?”. Esta vez, todos nombraron cientos de cosas. ¿Por qué aumentó la lista? Porque, como dijimos, si no aprendemos a estar agradecidos con lo que tenemos hoy, en nuestro presente y nuestro mañana habrá desdicha. 
Podemos escoger estar tan contentos conduciendo un Mercedes Benz como conduciendo un Fitito. Porque el objetivo es que seamos capaces de trasladarnos de un lugar a otro. ¿Sabías que la palabra contento en griego es arkeo y quiere decir “alegría”? Pero también quiere decir “fuerza”. Cuando vos y yo somos agradecidos por lo que tenemos, sea mucho o sea poco, nos volvemos fuertes para avanzar e ir por más y nada ni nadie nos puede detener ni quitar el sueño por el cual trabajamos cada día.