Sabado 10de Diciembre de 2022CORRIENTES°Pronóstico Extendido
Sabado 10de Diciembre de 2022CORRIENTES°Pronóstico Extendido
/Ellitoral.com.ar/ Deportes

Boca Unidos cayó ante Sarmiento y sigue sin poder levantar cabeza

El equipo correntino cayó ayer de local por 3 a 1, luego de estar arriba con gol de Luna. El Aurirrojo falló en el arco de enfrente, su rival no, los cambios no ayudaron y el partido se le fue tras la expulsión de Ariel Morales.  
Conductor. Gaby Morales participó de los mejores momentos de Boca Unidos pero no estuvo efectivo frente al arco.

Rubén Poletti

deportes@ellitoral.com.ar

Boca Unidos sigue sin poder levantar cabeza en el torneo Federal A. Ayer su verdugo fue Sarmiento de Resistencia, que después de haber sido superado claramente en el primer tiempo lo venció 3-1 dándole otro cachetazo a la ilusión correntina.

El partido se inició con el Aurirrojo parado en el campo rival, iniciando los ataques a través del desequilibrio que generaba Tony Medina, recostado por la banda derecha.

Sin embargo, el que primero llegó fue la visita. Cañete combinó en velocidad con López Alba, que se llevó la pelota entre Franco y López, pero su remate se perdió por encima del travesaño.

El conjunto local respondió con un tiro libre de Franco al corazón del área chica. Sarmiento tiró la posición adelantada, pero falló, y Ariel Morales se encontró sólo, de espaldas al arco, atinando sólo a dejar pasar la pelota entre sus piernas, leyendo bien la jugada el arquero Mitre.

El marcador no tardó en abrirse. Luna recibió de Medina, avanzó unos metros y sacó un derechazo desde afuera del área que se metió como si fuera un misil contra el vertical derecho de Mitre.

Luego de unos minutos de desconcierto, la visita llegó a la igualdad. Cañete desbordó por la derecha y lanzó un centro que Olego anticipó de cabeza para vencer la resistencia del arquero De León.

El Aurirrojo siguió buscando en base a la tenencia de la pelota frente a un rival que apostó al contraataque rápido. El Decano estuvo cerca con un pase de volea de Roldán que Ariel Morales no pudo despejar bien de cabeza, quedando Montejano cara a cara con De León, quien se jugó en el despeje.

El local desperdició una buena oportunidad frente al arco rival cuando Lavezzi y Morales se chocaron al ir a buscar en el área una pelota que Medina puso al vacío, al punto que el árbitro tuvo que detener el partido para que atiendan al goleador correntino.

Cerca del final de la etapa el local tuvo dos ocasiones más que Gaby Morales no pudo resolver acertadamente. Un zurdazo del rosarino se fue alto, tras recibir de Lavezzi, en una jugada que se inició con un buen arranque de Rivas, que descargó para el centro de López. En la otra, el centro de Luna fue cabeceado por el goleador apenas ancho.

En el inicio del complemento llegaron dos jugadas que marcaron el rumbo del partido. A poco de iniciada la etapa, Medina jugó una pelota entre líneas que se llevó Lavezzi, quien sólo frente a Mitre se nubló, sacando un remate que el arquero tapó con todo su cuerpo.

A los pocos minutos, y en el tercer tiro de esquina consecutivo desde el sector izquierdo, el Decano desequilibró en un envió de Roldán que nadie pudo despejar en el primer palo, y luego de pasar por el frente del arco, González empujó la pelota que dio en Schweizer y entró mansita para besar la red.

Tocado, Boca Unidos fue en busca del empate, estando muy cerca de lograrlo en un tiro libre de Gaby Morales que Mitre se esforzó para enviar al córner. De esa pelota parada llegó la exquisita pegada de Luna y un gran salto de Ariel Morales, que entrando a la carrera impactó con un cabezazo que hizo temblar el horizontal.

El ingreso de Araujo por Montejano en la visita le dio velocidad al contraataque de Sarmiento. En tanto que Marioni dispuso los ingresos de Esteche y Maidana en lugar de Cañete y Schweizer, desarmando la dupla de contención en mitad de cancha y jugándose a “matar o morir”, cuando al partido le quedaba cerca de media hora.

Araujo avisó enseguida, ingresando por el primer palo para aplicar un cabezazo que se fue desviado. En la siguiente acción, el correntino aceleró y se filtró entre la defensa “aurirroja”, obligando a Ariel Morales a cometer la infracción. Carranza cobró tiro libre (la falta pareció dentro del área) y expulsó al defensor local por jugada de último recurso.

El juego estuvo demorado por más de 5 minutos, porque desde la barra brava local arrojaron objetos al campo de juego.

Con un equipo “partido” y Maidana haciendo de volante central, y por momentos metiéndose en la cueva (claramente no está para esa función), Sarmiento no tardó en aprovechar la primera ocasión que tuvo para definir el juego. Roldán se fue por la derecha, enganchó y sacó un zurdazo que se metió arriba, contra el caño derecho de De León. Golazo.

Y más allá que el técnico local buscó luego corregir, haciendo entrar a Ojeda por Medina y poniendo a Salom como un segunda punta en lugar de Rivas, el Decano tuvo la inteligencia para aprovechar la superioridad numérica y “dormir” el encuentro, haciendo que pasen los minutos. A esta altura, Boca Unidos era un cúmulo de voluntades que corrían detrás de la pelota, y las únicas aproximaciones fueron un centro pasado de Esteche que sólo encontró a López Alba para el despeje, y un remate de media distancia de Gaby Morales que Mitre no tuvo problemas en atajar.

Los cinco minutos extras que dio Carranza, más allá que se quedó muy corto con todas las interrupciones que tuvo el segundo tiempo, dio la impresión que estuvieron demás, porque Sarmiento, que al contrario de Boca Unidos, anda derecho (alcanzó transitoriamente al líder, Racing de Córdoba), no pasó por sobresaltos frente a un equipo local que en un gran pasaje del partido lo superó en el juego, pero falló en la definición y lo pagó en el retroceso con otra derrota que duele.

¿Te gustó la nota?

Ocurrió un error