ellitoral.com.ar
Sabado 14 de Diciembre de 2019 CORRIENTES32°Pronóstico Extendido clima_parcial

Dolar Compra: $58,00

Dolar Venta: $63,00

Sabado 14 de Diciembre de 2019 CORRIENTES32°Pronóstico Extendido clima_parcial

Dolar Compra: $58,00

Dolar Venta: $63,00

Motos: tras prohibición en la plaza Vera, la demanda en la Cabral sigue en baja

Los cuidadores comentaron que la caída de la actividad comercial generó que la cantidad de clientes disminuya considerablemente en los últimos meses. Crece el alerta de los que estaban sobre Agustín González.
 

Libre. Agustín González sigue señalizado y vigilado por el Municipio.

El espacio para estacionar motos sobre el pasaje Agustín González fue eliminado hace poco más de una semana y los cuidadores que trabajaban ahí se trasladaron a nuevos sectores en el microcentro. De esta manera, la plaza Cabral se convirtió en casi el único espacio amplio para dejar las motocicletas, aunque la demanda allí disminuyó considerablemente hace varios meses. 
En diálogo con El Litoral, varios cuidadores de ese sector coincidieron en que “la prohibición en plaza Vera no cambió en nada nuestra situación, hace meses que hay muchas menos motos y se siente la falta de clientes”.
Según comentaron, sólo en algunos momentos de la mañana los espacios se cubren por completo, mientras que a la tarde suele estar prácticamente a un 60% o 70%, mientras que antes el lleno total era casi constante.
Buscando una explicación a esta merma en la demanda del estacionamiento de motos, uno de los cuidadores opinó que “el comercio vende menos, hay poco movimiento de compras y eso repercute en nuestro trabajo porque no viene tanta gente al centro”, se lamentó.
Además, advierten que desde hace meses la mayoría de los motociclistas, excepto los clientes fijos que trabajan en la zona, se quedan poco tiempo. “Antes venían de a dos, dejaban unas horas y después volvían con bolsas o algo que compraron”, comentó uno de los cuidadores, y agregó: “Ahora muchos dejan unos minutos, hacen algo rápido y ya se van”.
Mientras tanto, crece la preocupación de los cuidamotos que estaban en plaza Vera por una demanda escasa y sobre todo por complicaciones y riesgos viales cerca de donde doblan los colectivos. 
“Otra vez se habla de traslados, nos quieren llevar a otro sector porque ahora dicen que acá es peligroso”, contó uno de los trabajadores a este matutino. Además, advirtió que “de a poco estamos tratando de volver a nuestros clientes habituales y más lejos del microcentro sería muy negativo”.
En tanto, Agustín González sigue señalizado con conos y custodiado por inspectores municipales para evitar el estacionamiento de motos en esa cuadra, al costado de la plaza Vera.

¿Te gustó la nota?
Comentarios
Logo

Motos: tras prohibición en la plaza Vera, la demanda en la Cabral sigue en baja

Los cuidadores comentaron que la caída de la actividad comercial generó que la cantidad de clientes disminuya considerablemente en los últimos meses. Crece el alerta de los que estaban sobre Agustín González.
 

El espacio para estacionar motos sobre el pasaje Agustín González fue eliminado hace poco más de una semana y los cuidadores que trabajaban ahí se trasladaron a nuevos sectores en el microcentro. De esta manera, la plaza Cabral se convirtió en casi el único espacio amplio para dejar las motocicletas, aunque la demanda allí disminuyó considerablemente hace varios meses. 
En diálogo con El Litoral, varios cuidadores de ese sector coincidieron en que “la prohibición en plaza Vera no cambió en nada nuestra situación, hace meses que hay muchas menos motos y se siente la falta de clientes”.
Según comentaron, sólo en algunos momentos de la mañana los espacios se cubren por completo, mientras que a la tarde suele estar prácticamente a un 60% o 70%, mientras que antes el lleno total era casi constante.
Buscando una explicación a esta merma en la demanda del estacionamiento de motos, uno de los cuidadores opinó que “el comercio vende menos, hay poco movimiento de compras y eso repercute en nuestro trabajo porque no viene tanta gente al centro”, se lamentó.
Además, advierten que desde hace meses la mayoría de los motociclistas, excepto los clientes fijos que trabajan en la zona, se quedan poco tiempo. “Antes venían de a dos, dejaban unas horas y después volvían con bolsas o algo que compraron”, comentó uno de los cuidadores, y agregó: “Ahora muchos dejan unos minutos, hacen algo rápido y ya se van”.
Mientras tanto, crece la preocupación de los cuidamotos que estaban en plaza Vera por una demanda escasa y sobre todo por complicaciones y riesgos viales cerca de donde doblan los colectivos. 
“Otra vez se habla de traslados, nos quieren llevar a otro sector porque ahora dicen que acá es peligroso”, contó uno de los trabajadores a este matutino. Además, advirtió que “de a poco estamos tratando de volver a nuestros clientes habituales y más lejos del microcentro sería muy negativo”.
En tanto, Agustín González sigue señalizado con conos y custodiado por inspectores municipales para evitar el estacionamiento de motos en esa cuadra, al costado de la plaza Vera.