ellitoral.com.ar

Domingo 15de Septiembre de 2019CORRIENTES19°Pronóstico Extendidoclima_sol_noche

Dolar Compra:$54,25

Dolar Venta:$57,50

Merma inflacionaria: en abril fue del 3,5% en el NEA; había trepado a 5,1%

El Instituto Nacional de Estadística y Censos reveló ayer que el Indice de Precios al Consumidor aumentó un 3,4 % a nivel nacional. Los datos representan un descenso si se los compara con los del mes anterior. Sin embargo, el acumulado anual alcanzó un nuevo récord: 55,8%. 
 

imagen_1

El Instituto Nacional de Estadística y Censos (Indec) publicó ayer el Indice de Precios al Consumidor, que subió durante abril 3,4% a nivel nacional. En la región NEA fue del 3,5 %, una diferencia notable en comparación a los 5,1% del mes de marzo. La inflación alcanzó esos registros en esta región debido al incremento en alimentos y bebidas.
Pese al retroceso en la inflación mensual, desde el 4,7% de marzo, en el acumulado anual llega a un nuevo máximo en la administración de Cambiemos, de 55,8% en doce meses, la tasa más alta desde enero de 1992 (77% anual).
La tasa de inflación anual hasta abril de 2019 duplica holgadamente la de 2018: un 55,8% frente a un 25,1%, según el Indec.
Asimismo, en el acumulado de los primeros cuatro meses de 2019 llegó a 15,6%, frente a un 9,6% de enero-abril de 2018. Por lo tanto, la tendencia en el primer tramo de este año es aún seis puntos mayor a la de 2018, que en 12 meses sumó un 47,6%, la más elevada en 27 años.
En marzo el Indec reflejó que en Corrientes la pobreza había alcanzado al 49,3% de la población, lo que representó un aumento de 12 puntos en tan sólo un semestre y ubicando a la ciudad con los registros más altos del país.
Con la confirmación de estas cifras a partir de los datos del Indec, ahora la Casa Rosada comunicará que, efectivamente, a partir de abril se notaría una desaceleración en materia inflacionaria.
Desde el Gobierno eran optimistas de que el IPC llegue a 3,6%, ya que, en base a los cálculos propios, existían algunos indicadores que daban cuenta de una desaceleración de los precios. Sobre todo en el rubro alimenticio y también en la “educación”.
Además, todos consideraron imposible repetir un guarismo como el registrado en abril pasado. El impactante 4,7% fue interpretado por los expertos como una situación rara, más justificada por factores estacionales como los costos de la enseñanza que por una inercia propia de este momento de la economía.
Pero, además, lo que creían los funcionarios es que, inexorablemente, el duro apretón monetario iba a empezar a hacer ver su efecto en los precios. Hasta ahora, la consecuencia de la absorción de pesos por parte del Banco Central no se reflejó en las góndolas, pero los economistas saben que siempre existe un “efecto delay” en esas políticas.

¿Te gustó la nota?
Comentarios
Logo

Merma inflacionaria: en abril fue del 3,5% en el NEA; había trepado a 5,1%

El Instituto Nacional de Estadística y Censos reveló ayer que el Indice de Precios al Consumidor aumentó un 3,4 % a nivel nacional. Los datos representan un descenso si se los compara con los del mes anterior. Sin embargo, el acumulado anual alcanzó un nuevo récord: 55,8%. 
 

El Instituto Nacional de Estadística y Censos (Indec) publicó ayer el Indice de Precios al Consumidor, que subió durante abril 3,4% a nivel nacional. En la región NEA fue del 3,5 %, una diferencia notable en comparación a los 5,1% del mes de marzo. La inflación alcanzó esos registros en esta región debido al incremento en alimentos y bebidas.
Pese al retroceso en la inflación mensual, desde el 4,7% de marzo, en el acumulado anual llega a un nuevo máximo en la administración de Cambiemos, de 55,8% en doce meses, la tasa más alta desde enero de 1992 (77% anual).
La tasa de inflación anual hasta abril de 2019 duplica holgadamente la de 2018: un 55,8% frente a un 25,1%, según el Indec.
Asimismo, en el acumulado de los primeros cuatro meses de 2019 llegó a 15,6%, frente a un 9,6% de enero-abril de 2018. Por lo tanto, la tendencia en el primer tramo de este año es aún seis puntos mayor a la de 2018, que en 12 meses sumó un 47,6%, la más elevada en 27 años.
En marzo el Indec reflejó que en Corrientes la pobreza había alcanzado al 49,3% de la población, lo que representó un aumento de 12 puntos en tan sólo un semestre y ubicando a la ciudad con los registros más altos del país.
Con la confirmación de estas cifras a partir de los datos del Indec, ahora la Casa Rosada comunicará que, efectivamente, a partir de abril se notaría una desaceleración en materia inflacionaria.
Desde el Gobierno eran optimistas de que el IPC llegue a 3,6%, ya que, en base a los cálculos propios, existían algunos indicadores que daban cuenta de una desaceleración de los precios. Sobre todo en el rubro alimenticio y también en la “educación”.
Además, todos consideraron imposible repetir un guarismo como el registrado en abril pasado. El impactante 4,7% fue interpretado por los expertos como una situación rara, más justificada por factores estacionales como los costos de la enseñanza que por una inercia propia de este momento de la economía.
Pero, además, lo que creían los funcionarios es que, inexorablemente, el duro apretón monetario iba a empezar a hacer ver su efecto en los precios. Hasta ahora, la consecuencia de la absorción de pesos por parte del Banco Central no se reflejó en las góndolas, pero los economistas saben que siempre existe un “efecto delay” en esas políticas.