Miércoles 12de Mayo de 2021CORRIENTES12°Pronóstico Extendido

Dolar Compra:$93,00

Dolar Venta:$99,00

Miércoles 12de Mayo de 2021CORRIENTES12°Pronóstico Extendido

Dolar Compra:$93,00

Dolar Venta:$99,00

/Ellitoral.com.ar/ Nacional

Extienden el distanciamiento social hasta el 9 de abril y negocian más vacunas

El ritmo de inmunización fue analizado ayer en la Casa Rosada por el comité especializado junto con el Presidente, que emitió el decreto de extensión del Dispo. 

El gobierno de Alberto Fernández emitió el decreto con la extensión de la nueva etapa de distanciamiento social preventivo y obligatorio, sin cambios, hasta el 9 de abril, con el fin de maximizar cuidados y cerrar lo menos posible la economía, informaron ayer fuentes nacionales.

VER MÁS: Qué dice el decreto que extiende el distanciamiento social obligatorio hasta el 9 de abril

En una nueva reunión del comité de vacunación, el jefe de Estado analizó la situación epidemiológica del país y la región y la forma de escalar la aplicación de vacunas. Sin embargo, los rebrotes en los países vecinos -donde hay transmisión comunitaria de las nuevas cepas- y el cuello de botella en la producción mundial sumados al acopio de los países centrales convencieron al Presidente y a su Gabinete de que la segunda ola llegará antes de que la mayoría de la población esté inmunizada. “Tenemos que volver a tomar conciencia sobre los riesgos y tomar medidas de prevención. Hay que ganar tiempo con prevención y cuidados para seguir trayendo vacunas y restringir lo menos posible”, sostuvo el mandatario ante los ministros involucrados en el operativo de vacunación. En el Ejecutivo no quieren que un rebrote y restricciones interrumpan el rebote de la economía en un decisivo año electoral. “Algo aprendimos”, señaló un funcionario que participó del encuentro en el que estuvieron, entre otros; el jefe de Gabinete, Santiago Cafiero; las ministras de Salud, Carla Vizzotti, y de Seguridad, Sabina Frederic; los ministros del Interior, Eduardo de Pedro; de Defensa, Agustín Rossi; de Desarrollo Social, Daniel Arroyo; de Relaciones Exteriores, de Transporte, Mario Meoni, y de Turismo y Deportes, Matías Lammens.

Mientras tanto, el Gobierno ultima una nueva campaña de comunicación para prevenir contagios y medidas que preserven el funcionamiento de la industria y el comercio. “Realmente hemos tenido experiencias positivas sobre lo que es ir retomando y ampliando sostenidamente las actividades sin un impacto en el aumento de los casos”, sostuvo Vizzotti al concluir la reunión. Paradójicamente, el viceministro de Salud bonaerense Nicolás Kreplak había advertido por la mañana en declaraciones a El Destape sobre la posibilidad de restringir la circulación en la Provincia. 

“Es posible que tengamos que tomar alguna medida. Capaz, medidas de restricción de circulación”, dijo alejado de la estrategia que trazó el Presidente horas más tarde. 

La próxima semana el Ejecutivo dictaminará las nuevas regulaciones para restringir vuelos a los países considerados en la zona de riesgo, pero ya advirtieron que no habrá cierre de fronteras.

En el Gobierno se ilusionan con adquirir un ritmo de una vacunación de 1 millón de dosis por semana. Representaría una aceleración de casi el 25 por ciento. En los últimos 7 días se vacunaron 784 mil argentinos. En el Ejecutivo ven con buenos ojos que ni la ciudadanía ni la oposición -a diferencia de lo que ocurrió con la Sputnik V- no cuestiona la vacuna del laboratorio chino Sinopharm, hasta ahora solo habilitada para menores de 60 años. La semana que viene llegarán tres millones desde China. En los próximos días se terminarán de distribuir 500 mil vacunas de las 4 millones que llegaron al país. Ante Vizzotti y la asesora presidencial Cecilia Nicolini -encargada de negociar con Moscú la llegada de la Sputnik V-, Fernández dio la instrucción de profundizar contactos con todos los productores de vacunas para seguir trayendo a la Argentina la mayor cantidad posible de dosis. No se especificó con qué compañías y países hay negociaciones. 

 (JML)

¿Te gustó la nota?

Ocurrió un error