Domingo 03de Julio de 2022CORRIENTES19°Pronóstico Extendido

Dolar Compra:$124,2

Dolar Venta:$130,2

Domingo 03de Julio de 2022CORRIENTES19°Pronóstico Extendido

Dolar Compra:$124,2

Dolar Venta:$130,2

/Ellitoral.com.ar/ Destinos

Almería: rincones para enamorarte

Custodiada por Murcia y Granada, la provincia de Almería mira al mar de Alborán con algo de ensoñación. No es un lugar densamente poblado y sus bellos espacios naturales se imponen sobre lo urbano. Esto la convierte en un destino ideal para quienes buscan descubrir un territorio desconocido para el viajero medio. 

Parques naturales, playas, montañas, ríos, museos, castillos e, incluso, un set de cine mundialmente famoso. La lista de cosas que ver en Almería es infinita. Existen muchas propuestas.

Parque Natural del Cabo de Gata

El lugar natural más emblemático que ver en Almería es el Cabo de Gata. Uno de los escasos ejemplos de geo parque volcánico del Mediterráneo atrae por igual a turistas, científicos… Y cineastas. Aquí se grabaron muchas escenas de los míticos spaguetti westerns almerienses y también escenas de películas tan míticas como “Lawrence de Arabia”, “Indiana Jones” y “Exodus”.

Sus paisajes parecen de otro planeta. Sus playas, de ensueño. Laderas de pequeñas colinas pobladas solo por arbustos, que en su otra cara se precipitan al mar, formando acantilados y calas imposibles y prácticamente inaccesibles. Un lugar precioso que debemos cuidar entre todos. Su ecosistema es realmente frágil y, debido al aumento del turismo, se está degradando a una velocidad considerable.

Museo de Almería

El mejor museo arqueológico que visitar en Almería se encuentra en la capital de la provincia. El Museo de Almería muestra, divididas en tres plantas, exhibiciones de la época prehistórica (cazadores recolectores, la sociedad de Los Millares y la sociedad de El Argar). También el mundo romano y la sociedad árabe andalusí. Pieles, punzones, útiles de sílex, brazaletes, ajuares funerarios, ídolos, monedas, vajillas de lujo, herramientas de metal, armas… El lugar perfecto que visitar en Almería si te interesa la arqueología.

Oasys MiniHollywood

Cuando el gran director de cine italiano, Sergio Leone, llegó al desierto de Tabernas en los 60 vio el salvaje oeste que llevaba tanto tiempo buscando en Europa. Allí mandó construir decorados y comenzó a filmar los famosos spaguetti westerns. En ellos, Clint Eastwood y el mítico Lee Van Cleef dirimieron sus diferencias a tiros en más de una ocasión.

En Oasys MiniHollywood puedes disfrutar espectáculos en vivo como un show del oeste o el baile del cancán, una gran reserva zoológica con más de 800 animales de 200 especies distintas o zona de piscinas. También el típico saloon y las callejuelas de arena de un poblado lleno de forajidos. Uno de los mejores planes que hacer en Almería si viajas en familia.

Desierto de Tabernas

A tan solo 30 km al norte de la capital, se halla un paisaje único que ver en Almería. Puedes sentirte en absoluta soledad mientras recorres el desierto de Tabernas. Kilómetros infinitos de una aridez que esconde una belleza en forma de paisajes dramáticos y una flora y fauna peculiar.

El majestuoso búho real se alimenta aquí de pequeños mamíferos. El abejaruco busca sus presas entre las abejas que polinizan la gran variedad de flores que existen en Tabernas. Las noches estrelladas aquí son increíbles. Como anécdota, en el desierto de Tabernas se rodaron escenas de Juego de Tronos.

¿Te gustó la nota?

Ocurrió un error
Más Info

Sevilla, la capital andaluza siempre se ha destacado por sus colores destellantes, grandeza arquitectónica, estilo mudéjar y hasta sevillanista —bien propio—; mosaicos, iglesias barrocas, buen ambiente, algarabía y música alegran desde el tradicional barrio de Triana hasta sus más recónditas calles. Hoy conserva esa esencia y suma atracciones como la experiencia inversiva en Las Setas, la Bienal de Flamenco que se hará en septiembre y una efeméride que le da aún más identidad: la conmemoración del V Centenario de la Primera vuelta al Mundo y la réplica de la Nao Victoria, reflejo de una proeza y un verdadero viaje en el tiempo.