ellitoral.com.ar

Viernes 24 de Enero de 2020 CORRIENTES30°Pronóstico Extendido clima_sol

Dolar Compra: $58,00

Dolar Venta: $63,00

Juan Balestra, el correntino que fue pionero en las discusiones del divorcio en Argentina

Nacido en Goya fue diputado nacional en 4 períodos y fue uno de los mejores oradores de su tiempo. Además llegó a ser ministro de Instrucción y Justicia y Gobernador de Misiones.

El 22 de octubre de 1861 nació en Goya Juan Balestra, uno de los más destacados políticos de Corrientes de finales del siglo XIX y principios del XX. Formó parte de las más importantes discusiones de su época de las que participó defendiendo siempre sus principios liberales.

Como muchos jóvenes de las familias más acaudaladas del interior, fue enviado a estudiar a Buenos Aires para completar sus estudios. Es por ello que egresó del Colegio Nacional de Buenos Aires y luego se recibió de abogado en la Universidad de Buenos Aires.

Desde muy joven comenzó a incursionar en la administración pública ya que en 1886, a los 25 años, fue ministro de Gobierno de Juan Ramón Vidal como representante del Partido Liberal. Dos años después fue electo diputado nacional por Corrientes.

Durante este primer mandato de los cuatro que tuvo como diputado nacional, Balestra se destacó en la labor de ser uno de los precursores sobre la extensa discusión que tuvo el país en torno al divorcio vincular. Esa idea recién se terminaría consolidando casi 100 años después durante el gobierno de Ricardo Alfonsín en 1987.

En 1888 el Congreso había aprobado la ley 2393 de Matrimonio Civil, donde el divorcio consistía en la aceptación de la separación personal entre los cónyuges, mas no del vínculo matrimonial. Además estaba limitado a una serie de causas, como el adulterio, intentos de asesinato, malos tratos, abandono voluntario, entre otros.

En ese contexto, el joven Juan Balestra presentó un proyecto para el reconocimiento del divorcio vincular con amplios alcances. Era una época de grandes debates entre los liberales y los católicos, en la que el eje de numerosos debates era el laicismo, defendida por primeros y defenestrada por los segundos. 

En su libro "Matrimonio civil y divorcio", Héctor Recalde, reconoce que Balestra evidenció "orientaciones más radicales que las que inspiraban al proyecto del Ejecutivo y una mayor consecuencia en las ideas". Agregó que el correntino concebía el matrimonio como un contrato que se encontraba “revestido de todos los caracteres de revocabilidad que revisten todos los actos humanos”. La iniciativa del goyano no tuvo el acompañamiento suficiente y no se aprobó, al igual que muchas otras veces que se la presentó. 

En 1891 el presidente Carlos Pellegrini lo eligió como Ministro de Justicia e Instrucción Pública, cargo que ocupó durante un año. Apoyó la candidatura presidencial de Roque Sáenz Peña y rechazó ser embajador en Estados Unidos.

Entre 1893 y 1896 fue gobernador del Territorio Nacional de Misiones. En 1898 volvió al Congreso y ser diputado nacional durante 12 años. Escribió el libro "El Noventa", donde expone su enfoque sobre la Revolución de 1890 y sus efectos.

Falleció en Buenos Aires en 1938, dejando una familia muy inmiscuida en los asuntos políticos ya que su hijo Juan fue también diputado nacional (1963 - 1966) al igual que su nieto Ricardo Ramón (1973 - 1976 y 1983 - 1985).

¿Te gustó la nota?
Comentarios
Logo

Juan Balestra, el correntino que fue pionero en las discusiones del divorcio en Argentina

Nacido en Goya fue diputado nacional en 4 períodos y fue uno de los mejores oradores de su tiempo. Además llegó a ser ministro de Instrucción y Justicia y Gobernador de Misiones.

El 22 de octubre de 1861 nació en Goya Juan Balestra, uno de los más destacados políticos de Corrientes de finales del siglo XIX y principios del XX. Formó parte de las más importantes discusiones de su época de las que participó defendiendo siempre sus principios liberales.

Como muchos jóvenes de las familias más acaudaladas del interior, fue enviado a estudiar a Buenos Aires para completar sus estudios. Es por ello que egresó del Colegio Nacional de Buenos Aires y luego se recibió de abogado en la Universidad de Buenos Aires.

Desde muy joven comenzó a incursionar en la administración pública ya que en 1886, a los 25 años, fue ministro de Gobierno de Juan Ramón Vidal como representante del Partido Liberal. Dos años después fue electo diputado nacional por Corrientes.

Durante este primer mandato de los cuatro que tuvo como diputado nacional, Balestra se destacó en la labor de ser uno de los precursores sobre la extensa discusión que tuvo el país en torno al divorcio vincular. Esa idea recién se terminaría consolidando casi 100 años después durante el gobierno de Ricardo Alfonsín en 1987.

En 1888 el Congreso había aprobado la ley 2393 de Matrimonio Civil, donde el divorcio consistía en la aceptación de la separación personal entre los cónyuges, mas no del vínculo matrimonial. Además estaba limitado a una serie de causas, como el adulterio, intentos de asesinato, malos tratos, abandono voluntario, entre otros.

En ese contexto, el joven Juan Balestra presentó un proyecto para el reconocimiento del divorcio vincular con amplios alcances. Era una época de grandes debates entre los liberales y los católicos, en la que el eje de numerosos debates era el laicismo, defendida por primeros y defenestrada por los segundos. 

En su libro "Matrimonio civil y divorcio", Héctor Recalde, reconoce que Balestra evidenció "orientaciones más radicales que las que inspiraban al proyecto del Ejecutivo y una mayor consecuencia en las ideas". Agregó que el correntino concebía el matrimonio como un contrato que se encontraba “revestido de todos los caracteres de revocabilidad que revisten todos los actos humanos”. La iniciativa del goyano no tuvo el acompañamiento suficiente y no se aprobó, al igual que muchas otras veces que se la presentó. 

En 1891 el presidente Carlos Pellegrini lo eligió como Ministro de Justicia e Instrucción Pública, cargo que ocupó durante un año. Apoyó la candidatura presidencial de Roque Sáenz Peña y rechazó ser embajador en Estados Unidos.

Entre 1893 y 1896 fue gobernador del Territorio Nacional de Misiones. En 1898 volvió al Congreso y ser diputado nacional durante 12 años. Escribió el libro "El Noventa", donde expone su enfoque sobre la Revolución de 1890 y sus efectos.

Falleció en Buenos Aires en 1938, dejando una familia muy inmiscuida en los asuntos políticos ya que su hijo Juan fue también diputado nacional (1963 - 1966) al igual que su nieto Ricardo Ramón (1973 - 1976 y 1983 - 1985).