Por considerarlos obsoletos, el Inym resolvió levantar puestos de control en las rutas 12 y 14
ellitoral.com.ar

Martes 21 de Mayo de 2019 CORRIENTES19°Pronóstico Extendido clima_nublado

Dolar Compra: $44,20

Dolar Venta: $46,20

Por considerarlos obsoletos, el Inym resolvió levantar puestos de control en las rutas 12 y 14

imagen_1

 El Instituto Nacional de la Yerba Mate (Inym) aprobó ayer la Resolución por la que se decidió levantar los puestos de control ubicados en la Ruta Nacional 12, conocido como Filadelfia, en jurisdicción de Ituzaingó, así como el que se encuentra en la Ruta 14, a la altura del paraje Cuay Grande, en Santo Tomé, por considerarlos obsoletos ya que existen otros sistemas de fiscalización más modernos.
Esto fue confirmado por el representante de Corrientes en el Inym, Esteban Fridlmeier quien, en declaraciones a El Litoral manifestó que “hoy (ayer) se firmó la Resolución para levantar los puestos de control en la Ruta 12 y la 14, la decisión está tomada” y en cuanto al cierre de los mismos, indicó que “se daría a partir de julio, porque tenemos que ver cuándo se termina el contrato con Gendarmería Nacional”.
En cuanto al personal que presta funciones en estas terminales, expresó que “serán relocalizados o bien, quienes no quieran, serán indemnizados”.
Sobre el motivo de esta decisión, explicó que “la finalidad que cumplen está siendo superada por nuevos mecanismos de control y lo que se detecta en esos puestos es insignificante para lo que representa la erogación para que estén en funcionamiento”. Seguidamente reconoció que “priorizamos darle otros destinos para mantener esas estructuras, tanto el personal y porque es mucho dinero que se paga a Gendarmería, cerca de 600 mil pesos al mes”. 
Respecto a la finalidad que tendrá el inmueble, aclaró que “no conversamos aún, supongo que quizás daremos a Gendarmería para su puesto de control en ruta”.
Sobre la utilidad de estos espacios, Fridlmeier dijo a este diario que “se creó para sellar las hojas de ruta y controlar las cargas con la documentación correspondiente en el transporte. La hoja de ruta es un instrumento de Afip que hoy se considera obsoleto”, añadió.
En tanto, expresó que “el mecanismo de control vigente es muy amplio, todo se factura, hay remito, declaración, estampillas, la mercadería que tiene tasa de fiscalización significa que ya fue controlada para salir al mercado”. También ejemplificó que “el paquete que no tiene estampilla es trucho, es ilegal”.
Finalmente, explicó que “estos puestos de control son para el producto envasado, que sale para su comercialización, no la materia prima que eso se controla dentro de la zona productora”.

¿Te gustó la nota?
Comentarios
Logo

Por considerarlos obsoletos, el Inym resolvió levantar puestos de control en las rutas 12 y 14

 El Instituto Nacional de la Yerba Mate (Inym) aprobó ayer la Resolución por la que se decidió levantar los puestos de control ubicados en la Ruta Nacional 12, conocido como Filadelfia, en jurisdicción de Ituzaingó, así como el que se encuentra en la Ruta 14, a la altura del paraje Cuay Grande, en Santo Tomé, por considerarlos obsoletos ya que existen otros sistemas de fiscalización más modernos.
Esto fue confirmado por el representante de Corrientes en el Inym, Esteban Fridlmeier quien, en declaraciones a El Litoral manifestó que “hoy (ayer) se firmó la Resolución para levantar los puestos de control en la Ruta 12 y la 14, la decisión está tomada” y en cuanto al cierre de los mismos, indicó que “se daría a partir de julio, porque tenemos que ver cuándo se termina el contrato con Gendarmería Nacional”.
En cuanto al personal que presta funciones en estas terminales, expresó que “serán relocalizados o bien, quienes no quieran, serán indemnizados”.
Sobre el motivo de esta decisión, explicó que “la finalidad que cumplen está siendo superada por nuevos mecanismos de control y lo que se detecta en esos puestos es insignificante para lo que representa la erogación para que estén en funcionamiento”. Seguidamente reconoció que “priorizamos darle otros destinos para mantener esas estructuras, tanto el personal y porque es mucho dinero que se paga a Gendarmería, cerca de 600 mil pesos al mes”. 
Respecto a la finalidad que tendrá el inmueble, aclaró que “no conversamos aún, supongo que quizás daremos a Gendarmería para su puesto de control en ruta”.
Sobre la utilidad de estos espacios, Fridlmeier dijo a este diario que “se creó para sellar las hojas de ruta y controlar las cargas con la documentación correspondiente en el transporte. La hoja de ruta es un instrumento de Afip que hoy se considera obsoleto”, añadió.
En tanto, expresó que “el mecanismo de control vigente es muy amplio, todo se factura, hay remito, declaración, estampillas, la mercadería que tiene tasa de fiscalización significa que ya fue controlada para salir al mercado”. También ejemplificó que “el paquete que no tiene estampilla es trucho, es ilegal”.
Finalmente, explicó que “estos puestos de control son para el producto envasado, que sale para su comercialización, no la materia prima que eso se controla dentro de la zona productora”.