Viernes 18de Septiembre de 2020CORRIENTES32°Pronóstico Extendido

Dolar Compra:$74,25

Dolar Venta:$79,25

Viernes 18de Septiembre de 2020CORRIENTES32°Pronóstico Extendido

Dolar Compra:$74,25

Dolar Venta:$79,25

/Ellitoral.com.ar/ Ciudad

Con barbijos y desinfección niños celebraron su mes

El merendero Don Juan usó sus redes digitales para llegar a sus donantes, y con organización lograron festejar con los niños sin poner en peligro la cuarentena. 

Uno de los primeros festejos por el mes de los niños se realizó ayer en el barrio Jardín, organizado por un nuevo merendero que garantizó tanto la celebración y los regalos, como el distanciamiento social requerido por las autoridades. Cerca de 120 niños retiraron arroz con pollo de almuerzo, y postres; y por la tarde regresaron para recibir la merienda y los regalos.

El merendero Don Juan es el único del barrio Jardín, que tuvo su primer almuerzo comunitario el 9 de julio pasado. Esta vez duplicaron las porciones gracias a la cantidad de donaciones que fueron recibiendo desde el mes anterior. Detallaron a este diario sus estrategias para que la ropa y la comida lleguen a las familias más vulnerables del barrio.

Así como recibieron muchas donaciones de distintos sectores, desde la empresa Cabalgata hasta el Gobierno de Corrientes y la peña local del Club Atlético Boca Juniors, también durante la jornada de ayer se acercaron más de 120 niños a los que les facilitaron elementos de limpieza y tapabocas.

Distanciamiento social

Desde julio el merendero comenzó su primera campaña para festejar el mes de los niños, cuando recurrieron a contar su proyecto en las redes digitales. Ayer, los 11 integrantes del merendero Don Juan desplegaron una organización que les permitió sostener el evento con aislamiento social, para la seguridad de los niños que asistieron hasta la calle Remedios de Escalada, entre Las Violetas y Las Gardenias.

También contaron con la colaboración de dos payasas que entregaban barbijos a los chicos y los hacían circular de una mesa a otra, hasta que se retiraban y volvían a recibir más niños en el merendero. En su cuenta de Facebook, notificaron día a día las donaciones que incluyeron juguetes, golosinas, alimentos, tortas dulces y hasta mensajes de apoyo de grupos de música y famosos locales, así como fue la principal vía con la que se contactaron con el resto de la ciudad. 

(IB)

¿Te gustó la nota?

Ocurrió un error