Jueves 11de Agosto de 2022CORRIENTES18°Pronóstico Extendido

Dolar Compra:$132,0

Dolar Venta:$140,0

Jueves 11de Agosto de 2022CORRIENTES18°Pronóstico Extendido

Dolar Compra:$132,0

Dolar Venta:$140,0

/Ellitoral.com.ar/ Opinión

El Salario Básico Universal destruye el empleo

Por Juan Pablo Chiesa*

Publicado en Ámbito

El Salario Básico Universal surge en el marco de una crisis política que derivada en un trance económico e institucional sin precedentes. Las consecuencias potenciales negativas que tendría la introducción de un Salario Básico Universal en el mercado laboral y en el mundo del trabajo serán catastróficas.

La argumentación de este tipo de arreglo institucional basados en una salida equitativa y necesaria no es nada mas y nada menos que pretender calmar el hervor social que la falta de políticas publicas de empleo e incentivos a la producción nos llevaron a pensar en políticas que terminar con la destrucción total del empleo en nuestro país.

Los daños mas frecuentes que va a ocasionar este SBU se pueden mencionar como:

 Incentivar la pereza y el parasitismo;

El tiempo libre desmesurado aumenta la ignorancia;

Se siguen perdiendo virtudes el empleo asalariado;

Destruye el empleo asalariado porque muchos no quieren realizarlo para no perderse esta SBU.

Alejan a la sociedad de la interacción, valores y de la cultura del trabajo.

El hecho de que un individuo no dependa del mercado laboral y de la caja boba del Estado lo aleja de un entorno de interacción social y de subsistencia de la raza humana. El SBU es una trampa para mantener un sector en situación de pobreza eterna y desempleo perpetuo donde su dependencia estatal lo transforma en un elemento electoral preciado.

El tiempo ososo y la mala optimización de este lleva un retraso cognitivo de las facultades de los seres humanos donde el exceso de tiempo libre sin estar inserto en algún proceso productivo es perjudicial para la vida humana.

El SBU ocasionara un alejamiento de valores que toda sociedad de trabajo tiene y es por lejos, una política de inclusión social. Todo lo contrario, el trabajo remunerado es la única política de inclusión social que busca la equidad y la integridad dándole a los ciudadanos dignidad y acceso a las condiciones mínimas de salud, educación y trabajo.

Nunca este SBU puede ser visto como un mecanismo de distribución de recursos y de reforzar la seguridad economía y la autonomía de las personas. Absolutamente, todo lo contrario, y les diré por qué.

Primero no hay libertad en las personas ni mucho menos autonomía cuando dependes de la caja del Estado, máxime, el Estado argentino administraciones con altos niveles de déficit fiscal sin recursos para serle frente a semejante instituto. Lo único que da libertad a las personas es trabajar de manera independiente mediante la educación suficiente y capacitación necesaria, o, en menor medida, bajo la dependencia de otra persona pactando entre ellas las relaciones y las condiciones laborales donde ambas partes se vean enriquecidas.

La posibilidad de elegir los empleos y las formas de trabajar no te lo da el tiempo libre mientras el Estado te mantiene. Te lo da la educación primaria, secundaria, universitaria y la constante capacitación que te hace rico en capital humano y esta riqueza te da la posibilidad de elegir cuales serán tus fuentes de ingresos si depender de nadie.

El poder elegir y decidir donde sitúas tu capacidad física o intelectual en algún proceso productivo no depende del Estado o de un gobierno, sino depende del mérito, del talento, de las aptitudes y de las exigencias de la naturaleza humana y de una sociedad de estar decidida de encauzarse en el sendero del desarrollo y el trabajo.

La naturaleza humana es la base común en todos los individuos, sobre la que han de levantarse los principios rectores de toda sociedad; y el trabajo humano es la base de la libertad, de la supervivencia, de la igualdad y es una contribución para realizar la vocación de las personas.

Depender de un Estado mediante un SBU es una embestida perpetua a la cultura del trabajo y al aumento de la pobreza en la argentina.

* Abogado UBA especialista en Empleo y Políticas Públicas.

¿Te gustó la nota?

Ocurrió un error