ellitoral.com.ar

Lunes 06de Abril de 2020CORRIENTES28°Pronóstico Extendidoclima_parcial

Dolar Compra:$61,25

Dolar Venta:$66,25

23 de enero

imagen_0

Por Juan Carlos Raffo

Corría el año 1840... y aparecía en Corrientes el primer ejemplar del periódico “Pueblo Libertador”, un órgano periodístico que el gobierno de Pedro Ferré diera vida mediante un decreto del día 7 de ese mes y año.
Pueblo Libertador era un periódico exclusivamente político que sostenía el gobierno de Ferré, y aunque oficialista, era independiente. En esa época era una de las pocas voces del país que se alzaban contra Juan Manuel Rosas.
En su primer número decía: “Menester es que sepan los pueblos hermanos cual es la ambición de Corrientes. Las ideas deben marchar en armonía con la acción. Los elementos materiales para la lucha están reunidos; donde se dirigen y conque fin, ved ahí lo que incumbe a la prensa manifestar. Las columnas del periódico estarán siempre al saber, a la cordura y a la decisión de todos los amigos de la libertad. Sus páginas jamás servirán de desahogo a la venganza ni a las pasiones individuales. Concentraremos nuestros esfuerzos, desechando distante cuanto diga con la sagrada empresa de derrocar al despotismo y echar los cimientos de nuestra organización nacional”.

¿Te gustó la nota?
Comentarios
Logo

23 de enero

Por Juan Carlos Raffo

Corría el año 1840... y aparecía en Corrientes el primer ejemplar del periódico “Pueblo Libertador”, un órgano periodístico que el gobierno de Pedro Ferré diera vida mediante un decreto del día 7 de ese mes y año.
Pueblo Libertador era un periódico exclusivamente político que sostenía el gobierno de Ferré, y aunque oficialista, era independiente. En esa época era una de las pocas voces del país que se alzaban contra Juan Manuel Rosas.
En su primer número decía: “Menester es que sepan los pueblos hermanos cual es la ambición de Corrientes. Las ideas deben marchar en armonía con la acción. Los elementos materiales para la lucha están reunidos; donde se dirigen y conque fin, ved ahí lo que incumbe a la prensa manifestar. Las columnas del periódico estarán siempre al saber, a la cordura y a la decisión de todos los amigos de la libertad. Sus páginas jamás servirán de desahogo a la venganza ni a las pasiones individuales. Concentraremos nuestros esfuerzos, desechando distante cuanto diga con la sagrada empresa de derrocar al despotismo y echar los cimientos de nuestra organización nacional”.