ellitoral.com.ar

Miércoles 18 de Septiembre de 2019 CORRIENTES16°Pronóstico Extendido clima_nublado

Dolar Compra: $55,00

Dolar Venta: $58,50

El correntino Volpi denunció un intento de soborno que rechazó

imagen_1

El tenista Octavio Volpi disputó la semana pasada por primera vez un cuadro principal de un certamen M15 ATP en las instalaciones del Club El Abierto, en el barrio de Saavedra, Buenos Aires.
El correntino de 19 años jugó en single y en dobles, acumuló experiencia, aunque no pudo avanzar más allá de la primera rueda.
Pero esta semana, a raíz de un informe publicado por el periodista Sebastián Torok, del diario La Nación, salió a la luz el incómodo momento que le tocó vivir horas antes de su estreno en el M15 porteño.
Antes de debutar, el lunes 6 por la noche, Volpi recibió un inesperado contacto por el chat de Facebook que lo perturbó. Un desconocido le dio a entender que podía ganar dinero si se dejaba perder. Hasta el momento, siempre había escuchado rumores sobre los intentos de soborno, pero esta vez lo vivió en primera persona.
“El lunes a la noche me estaba por acostar y desde un usuario de nombre Francesco Greco, me escriben: ‘Hola, Octavio ¿estás?’. Yo respondí: ‘Hola’. Y me llegó otro mensaje: ‘Hola. Quería hablarte por buena oportunidad de hacer dinero, hermano’. Le envié dos signos de pregunta porque no entendía nada y me asusté. Y me respondió: ‘Juega el doble mañana, ¿no? ¿Se podría hacer? Entendiste, ¿sí?’. Me puse muy mal. Automáticamente no respondí más. Hice capturas de pantalla, se las mandé a mi entrenador, Ignacio González King, y me fui a dormir como pude”, le explicó el correntino a La Nación, preocupado. El martes, Volpi jugó en el cuadro individual y perdió frente a Thiago Tirante por 6-4 y 6-1. Y ni bien terminó el match se dirigió a la mesa del supervisor, Alejo Russell, para denunciar lo que le había sucedido. “Alejo le sacó fotos a mi teléfono y envió el reporte a la TIU (Unidad de Integridad del Tenis, el organismo anticorrupción). Hasta ahora nadie se comunicó conmigo -contó el tenista-. Realmente me puse muy mal. Mi entrenador me habló mucho sobre el peligro de estas cosas y me agarró más miedo todavía. La próxima vez directamente no voy a contestar nada. Eso fue todo lo que pasó. Me sirve de experiencia para la próxima vez que me suceda”, publicó el diario porteño.

¿Te gustó la nota?
Comentarios
Logo

El correntino Volpi denunció un intento de soborno que rechazó

<p>Apoyo. Volpi recibió un mensaje de aliento de Trungelliti.</p>

Apoyo. Volpi recibió un mensaje de aliento de Trungelliti.

El tenista Octavio Volpi disputó la semana pasada por primera vez un cuadro principal de un certamen M15 ATP en las instalaciones del Club El Abierto, en el barrio de Saavedra, Buenos Aires.
El correntino de 19 años jugó en single y en dobles, acumuló experiencia, aunque no pudo avanzar más allá de la primera rueda.
Pero esta semana, a raíz de un informe publicado por el periodista Sebastián Torok, del diario La Nación, salió a la luz el incómodo momento que le tocó vivir horas antes de su estreno en el M15 porteño.
Antes de debutar, el lunes 6 por la noche, Volpi recibió un inesperado contacto por el chat de Facebook que lo perturbó. Un desconocido le dio a entender que podía ganar dinero si se dejaba perder. Hasta el momento, siempre había escuchado rumores sobre los intentos de soborno, pero esta vez lo vivió en primera persona.
“El lunes a la noche me estaba por acostar y desde un usuario de nombre Francesco Greco, me escriben: ‘Hola, Octavio ¿estás?’. Yo respondí: ‘Hola’. Y me llegó otro mensaje: ‘Hola. Quería hablarte por buena oportunidad de hacer dinero, hermano’. Le envié dos signos de pregunta porque no entendía nada y me asusté. Y me respondió: ‘Juega el doble mañana, ¿no? ¿Se podría hacer? Entendiste, ¿sí?’. Me puse muy mal. Automáticamente no respondí más. Hice capturas de pantalla, se las mandé a mi entrenador, Ignacio González King, y me fui a dormir como pude”, le explicó el correntino a La Nación, preocupado. El martes, Volpi jugó en el cuadro individual y perdió frente a Thiago Tirante por 6-4 y 6-1. Y ni bien terminó el match se dirigió a la mesa del supervisor, Alejo Russell, para denunciar lo que le había sucedido. “Alejo le sacó fotos a mi teléfono y envió el reporte a la TIU (Unidad de Integridad del Tenis, el organismo anticorrupción). Hasta ahora nadie se comunicó conmigo -contó el tenista-. Realmente me puse muy mal. Mi entrenador me habló mucho sobre el peligro de estas cosas y me agarró más miedo todavía. La próxima vez directamente no voy a contestar nada. Eso fue todo lo que pasó. Me sirve de experiencia para la próxima vez que me suceda”, publicó el diario porteño.