ellitoral.com.ar

Jueves 20de Febrero de 2020CORRIENTES22°Pronóstico Extendidoclima_parcial_noche

Dolar Compra:$58,50

Dolar Venta:$63,50

Fernández puso en duda su encuentro con Bolsonaro

El mandatario argentino no confirmó su participación en la asunción de Luis Lacalle Pou en Uruguay, por lo cual fracasaría el llamado a una reunión con su par de Brasil.
 

imagen_0

El presidente Alberto Fernández puso en duda si podrá asistir el 1 de marzo a Uruguay para participar de la asunción del mandatario electo de ese país, Luis Lacalle Pou, ocasión que el jefe de Estado de Brasil, Jair Bolsonaro, pretende utilizar como oportunidad para concretar una reunión bilateral.
Fernández explicó que la imposibilidad del viaje reside en que ese día deberá asistir a la inauguración del período de sesiones ordinarias del Congreso Nacional.
De esta forma, el mandatario le bajó las expectativas a un posible encuentro con Bolsonaro en Montevideo, una chance que había sido planteada ayer después de la reunión que el presidente brasilero mantuvo en Brasilia con el canciller Felipe Solá.
“No sé si voy a poder ir; el 1 de marzo se inauguran las sesiones” ordinarias del Congreso, sostuvo Fernández en declaraciones a radio Rivadavia, aunque complementó que le propondrá a Bolsonaro “verse al día siguiente”.
En esa misma línea, el Presidente expresó: “No puedo hacer coincidir todo; me encantaría, pero lo intentaré al día siguiente”.
Bolsonaro propuso ayer que la primera cumbre con Fernández fuera el 1 de marzo en Montevideo, durante la asunción del nuevo gobierno uruguayo.
Aborto
Por otra parte, Fernández consideró que la sociedad “no debe dividirse” ante el proyecto de legalización del aborto que el Gobierno tiene previsto enviar al Congreso e insistió en la idea de que el Estado debe “acompañar” a las mujeres de escasos recursos que decidan “continuar con su embarazo”.
“No podemos dividirnos con este tema; eso es algo que no le sirve a nadie y no nos ayuda a resolver el problema. Con el proyecto de legalización no vamos a obligar a nadie a que aborte, pero vamos a acompañar a quienes decidan continuar con su embarazo”, señaló Fernández en declaraciones a radio Rivadavia.
En ese sentido, ratificó que también se contempla una iniciativa para brindar asistencia alimentaria y de salud a las mujeres de bajos recursos que deseen sostener un embarazo.
“Hay muchas mujeres que abortan porque no cuentan con recursos; es lo que me dicen los curas villeros. Vamos a estar con ellas para que sus hijos puedan nacer sanos”, enfatizó.
Por otro lado, Fernández aseguró que “de este tema no se habló” con el papa Francisco durante el encuentro que mantuvo con el sumo pontífice como parte de su gira por Europa.

¿Te gustó la nota?
Comentarios
Logo

Fernández puso en duda su encuentro con Bolsonaro

El mandatario argentino no confirmó su participación en la asunción de Luis Lacalle Pou en Uruguay, por lo cual fracasaría el llamado a una reunión con su par de Brasil.
 

El presidente Alberto Fernández puso en duda si podrá asistir el 1 de marzo a Uruguay para participar de la asunción del mandatario electo de ese país, Luis Lacalle Pou, ocasión que el jefe de Estado de Brasil, Jair Bolsonaro, pretende utilizar como oportunidad para concretar una reunión bilateral.
Fernández explicó que la imposibilidad del viaje reside en que ese día deberá asistir a la inauguración del período de sesiones ordinarias del Congreso Nacional.
De esta forma, el mandatario le bajó las expectativas a un posible encuentro con Bolsonaro en Montevideo, una chance que había sido planteada ayer después de la reunión que el presidente brasilero mantuvo en Brasilia con el canciller Felipe Solá.
“No sé si voy a poder ir; el 1 de marzo se inauguran las sesiones” ordinarias del Congreso, sostuvo Fernández en declaraciones a radio Rivadavia, aunque complementó que le propondrá a Bolsonaro “verse al día siguiente”.
En esa misma línea, el Presidente expresó: “No puedo hacer coincidir todo; me encantaría, pero lo intentaré al día siguiente”.
Bolsonaro propuso ayer que la primera cumbre con Fernández fuera el 1 de marzo en Montevideo, durante la asunción del nuevo gobierno uruguayo.
Aborto
Por otra parte, Fernández consideró que la sociedad “no debe dividirse” ante el proyecto de legalización del aborto que el Gobierno tiene previsto enviar al Congreso e insistió en la idea de que el Estado debe “acompañar” a las mujeres de escasos recursos que decidan “continuar con su embarazo”.
“No podemos dividirnos con este tema; eso es algo que no le sirve a nadie y no nos ayuda a resolver el problema. Con el proyecto de legalización no vamos a obligar a nadie a que aborte, pero vamos a acompañar a quienes decidan continuar con su embarazo”, señaló Fernández en declaraciones a radio Rivadavia.
En ese sentido, ratificó que también se contempla una iniciativa para brindar asistencia alimentaria y de salud a las mujeres de bajos recursos que deseen sostener un embarazo.
“Hay muchas mujeres que abortan porque no cuentan con recursos; es lo que me dicen los curas villeros. Vamos a estar con ellas para que sus hijos puedan nacer sanos”, enfatizó.
Por otro lado, Fernández aseguró que “de este tema no se habló” con el papa Francisco durante el encuentro que mantuvo con el sumo pontífice como parte de su gira por Europa.