Alemania compensará a las víctimas de la Colonia Dignidad
ellitoral.com.ar

Miércoles 14 de Noviembre de 2018 CORRIENTES19°Pronóstico Extendido clima_nublado

Dolar Compra: $35,10

Dolar Venta: $36,90

Alemania compensará a las víctimas de la Colonia Dignidad

Se aprobó un fondo de un millón de euros para indemnizar a los afectados del enclave fundado por un ex militar nazi en Chile en 1961. El lugar  sirvió como centro detención y tortura durante la dictadura de Augusto Pinochet (1973-1990).

imagen_1

Así lo informó hoy el periódico alemán Der Spiegel, que agregó que la suma será destinada a ayudas directas y concretas a las víctimas y se sumará a otra partida de 800.000 euros ya aprobados para otros cometidos, como la construcción de un centro de encuentro y memoria.

El socialdemócrata Matthias Bartke, presidente de la comisión parlamentaria de Trabajo y Asuntos Sociales, explicó al periódico que con la partida presupuestaria, aprobada anoche, se pretende facilitar a las víctimas de "las urgentemente necesarias prestaciones de apoyo". 

Sin embargo, el dinero no podrá emplearse hasta que no se presente un claro plan de ayuda que precise de qué manera y a qué concepto será asignado, para lo cual desde el 10 de octubre se constituyó una comisión conjunta, integrada por diputados de todos los grupos parlamentarios y representantes del gobierno de la canciller Angela Merkel. 

La comisión tiene previsto celebrar en Berlín este mes y el que viene dos sesiones con expertos y representantes de asociaciones de víctimas, y el objetivo es tener listo el plan de ayuda hasta el verano que viene. 

"Fue una lucha dura. Estoy satisfecha de que este objetivo tan importante finalmente se haya podido alcanzar", dijo por su parte el portavoz del grupo parlamentario conservador para derechos humanos, Michael Brand.

Para Bartke, "los horribles crímenes en Colonia Dignidad sólo pudieron ocurrir porque la embajada alemana en Chile no intervino en su día a pesar de las numerosas llamadas de socorro".

Entre 1961 y 2005 en Colonia Dignidad unas 300 personas que siguieron a su fundador, Paul Schäfer, de Alemania a Chile, fueron sometidos a trabajos forzados, castigos y manipulación mental, a lo que se suman los abusos sexuales cometidos contra menores.

El asentamiento, unos 300 kilómetros al sur de Santiago, sirvió además de centro de torturas de la Dirección de Inteligencia Nacional (DINA, posteriormente CNI), la policía secreta de Pinochet, y se estima que más de 100 opositores a ese régimen fueron asesinados en el recinto y figuran todavía hoy como desaparecidos.
 

¿Te gustó la nota?
Comentarios
Logo

Alemania compensará a las víctimas de la Colonia Dignidad

Se aprobó un fondo de un millón de euros para indemnizar a los afectados del enclave fundado por un ex militar nazi en Chile en 1961. El lugar  sirvió como centro detención y tortura durante la dictadura de Augusto Pinochet (1973-1990).

Así lo informó hoy el periódico alemán Der Spiegel, que agregó que la suma será destinada a ayudas directas y concretas a las víctimas y se sumará a otra partida de 800.000 euros ya aprobados para otros cometidos, como la construcción de un centro de encuentro y memoria.

El socialdemócrata Matthias Bartke, presidente de la comisión parlamentaria de Trabajo y Asuntos Sociales, explicó al periódico que con la partida presupuestaria, aprobada anoche, se pretende facilitar a las víctimas de "las urgentemente necesarias prestaciones de apoyo". 

Sin embargo, el dinero no podrá emplearse hasta que no se presente un claro plan de ayuda que precise de qué manera y a qué concepto será asignado, para lo cual desde el 10 de octubre se constituyó una comisión conjunta, integrada por diputados de todos los grupos parlamentarios y representantes del gobierno de la canciller Angela Merkel. 

La comisión tiene previsto celebrar en Berlín este mes y el que viene dos sesiones con expertos y representantes de asociaciones de víctimas, y el objetivo es tener listo el plan de ayuda hasta el verano que viene. 

"Fue una lucha dura. Estoy satisfecha de que este objetivo tan importante finalmente se haya podido alcanzar", dijo por su parte el portavoz del grupo parlamentario conservador para derechos humanos, Michael Brand.

Para Bartke, "los horribles crímenes en Colonia Dignidad sólo pudieron ocurrir porque la embajada alemana en Chile no intervino en su día a pesar de las numerosas llamadas de socorro".

Entre 1961 y 2005 en Colonia Dignidad unas 300 personas que siguieron a su fundador, Paul Schäfer, de Alemania a Chile, fueron sometidos a trabajos forzados, castigos y manipulación mental, a lo que se suman los abusos sexuales cometidos contra menores.

El asentamiento, unos 300 kilómetros al sur de Santiago, sirvió además de centro de torturas de la Dirección de Inteligencia Nacional (DINA, posteriormente CNI), la policía secreta de Pinochet, y se estima que más de 100 opositores a ese régimen fueron asesinados en el recinto y figuran todavía hoy como desaparecidos.