ellitoral.com.ar

Jueves 20de Febrero de 2020CORRIENTES23°Pronóstico Extendidoclima_parcial_noche

Dolar Compra:$58,50

Dolar Venta:$63,50

La industria de la carne advierte serias dificultades para la exportación

Desde la Ciccra, entidad que nuclea a las industrias y comerciales del sector, detallaron en su informe mensual de enero 2020 que el sector continuó con buen nivel de faena y la participación de hembras fue elevado. El coronavirus juega su rol en el mercado cárnico.
 

imagen_0

La Cámara de la Industria y Comercio de Carnes y Derivados de la República Argentina (Ciccra), dio a conocer su informe sobre el comercio local e internacional de carne bovina de nuestro país correspondiente al mes de enero y advirtió que “el futuro inmediato no aparece prometedor debido a dos causas principales, una de origen local y otra surgida por el fenómeno coronavirus“.
En este sentido, la Ciccra dividió su advertencia en dos. “La primera causa está en la falta de novillos pesados y muy probablemente en la falta de 300.000 terneros (estimado), debido al fuerte aumento de la faena de hembras registrado durante el año pasado (se faenaron 621.000 hembras más que en 2018)”.
“La segunda causa es externa, generada en China y por dos motivos. Por un lado, a causa del fuerte recorte del crédito impulsado por el gobierno de ese país frente a la burbuja especulativa de precios, se generó una caída del 30% al 40% sobre los precios de compra pagados hasta septiembre“, explicó la Cámara.
Asimismo, agregó que “por el otro lado, la aparición del coronavirus agiganta los problemas que ya existían con las exportaciones a China, producto de la cuarentena impuesta por las autoridades sanitarias de ese país, que genera fuertes complicaciones en la logística portuaria ante la falta de personal en los puertos que descargue los contenedores”.
Cabe destacar que las exportaciones del año 2019 han sido las más importantes de los últimos 30 años, y que China fue el principal cliente para los frigoríficos cárnicos argentinos, comprando 3 de cada 4 kilogramos vendidos al exterior durante el año.
Entre los principales indicadores de enero de este año, señalaron que la faena total alcanzó un nivel de 1,17 millones de cabezas de hacienda vacuna. También resaltaron que la participación de las hembras en la faena total se mantuvo en un nivel elevado (46,6%), pero quedó un punto porcentual por debajo del registro alcanzado.
Además, explicaron que la faena de vacas representó apenas 13,8% del total. Por su parte, la faena de vaquillonas llegó a representar 32,8% de la faena total. En este caso, para la comparación interanual se consideró la suma de las faenas de vaquillonas y terneras.
El informe también señala que la producción de carne vacuna fue de 260 mil toneladas res con hueso (tn r/c/h) en el primer mes del corriente año. En comparación con el volumen producido en enero del año pasado, resultó 2,0% superior. Por encima sólo quedaron los volúmenes producidos en los eneros de la peor fase contractiva del ciclo ganadero de las últimas décadas (2007-2009).
En línea con lo expuesto, el consumo (aparente) per cápita de carne vacuna habría descendido a 50,1 kg/año, tomando el promedio móvil de los últimos doce meses.

¿Te gustó la nota?
Comentarios
Logo

La industria de la carne advierte serias dificultades para la exportación

Desde la Ciccra, entidad que nuclea a las industrias y comerciales del sector, detallaron en su informe mensual de enero 2020 que el sector continuó con buen nivel de faena y la participación de hembras fue elevado. El coronavirus juega su rol en el mercado cárnico.
 

<p>Exportaciones. La venta de carne a China se ve afectada por el recorte frente a la especulación de precios.</p>

Exportaciones. La venta de carne a China se ve afectada por el recorte frente a la especulación de precios.

La Cámara de la Industria y Comercio de Carnes y Derivados de la República Argentina (Ciccra), dio a conocer su informe sobre el comercio local e internacional de carne bovina de nuestro país correspondiente al mes de enero y advirtió que “el futuro inmediato no aparece prometedor debido a dos causas principales, una de origen local y otra surgida por el fenómeno coronavirus“.
En este sentido, la Ciccra dividió su advertencia en dos. “La primera causa está en la falta de novillos pesados y muy probablemente en la falta de 300.000 terneros (estimado), debido al fuerte aumento de la faena de hembras registrado durante el año pasado (se faenaron 621.000 hembras más que en 2018)”.
“La segunda causa es externa, generada en China y por dos motivos. Por un lado, a causa del fuerte recorte del crédito impulsado por el gobierno de ese país frente a la burbuja especulativa de precios, se generó una caída del 30% al 40% sobre los precios de compra pagados hasta septiembre“, explicó la Cámara.
Asimismo, agregó que “por el otro lado, la aparición del coronavirus agiganta los problemas que ya existían con las exportaciones a China, producto de la cuarentena impuesta por las autoridades sanitarias de ese país, que genera fuertes complicaciones en la logística portuaria ante la falta de personal en los puertos que descargue los contenedores”.
Cabe destacar que las exportaciones del año 2019 han sido las más importantes de los últimos 30 años, y que China fue el principal cliente para los frigoríficos cárnicos argentinos, comprando 3 de cada 4 kilogramos vendidos al exterior durante el año.
Entre los principales indicadores de enero de este año, señalaron que la faena total alcanzó un nivel de 1,17 millones de cabezas de hacienda vacuna. También resaltaron que la participación de las hembras en la faena total se mantuvo en un nivel elevado (46,6%), pero quedó un punto porcentual por debajo del registro alcanzado.
Además, explicaron que la faena de vacas representó apenas 13,8% del total. Por su parte, la faena de vaquillonas llegó a representar 32,8% de la faena total. En este caso, para la comparación interanual se consideró la suma de las faenas de vaquillonas y terneras.
El informe también señala que la producción de carne vacuna fue de 260 mil toneladas res con hueso (tn r/c/h) en el primer mes del corriente año. En comparación con el volumen producido en enero del año pasado, resultó 2,0% superior. Por encima sólo quedaron los volúmenes producidos en los eneros de la peor fase contractiva del ciclo ganadero de las últimas décadas (2007-2009).
En línea con lo expuesto, el consumo (aparente) per cápita de carne vacuna habría descendido a 50,1 kg/año, tomando el promedio móvil de los últimos doce meses.